Poder Azul, una pesadilla para los rivales

Toronto es la ofensiva más potente de la liga y una de las más prolíficas de las que se tenga memoria en los últimos tiempos
Poder Azul, una pesadilla para los rivales
José Bautista (19) y Edwin Encarnación (10), de Azulejos de Toronto celebran un jonrón en un duelo anterior. /GETTY IMAGES

Estos días no hay nada más poderoso en toda la pelota que un azulejo.

Los Blue Jays de Toronto se han consolidado como la ofensiva más temible de todas las Grandes Ligas con un orden al bate que da miedo.

Basta ver los primero cuatro hombres que el manager John Gibbons manda a batear: Troy Tulowitzki (16 jonrones), Josh Donaldson (36), José Bautista (31) y Edwin Encarnación (30).

La conjunción de este cuarteto de bateadores es aún más extraordinaria en esta época en la que reinan los lanzadores y abundan los marcadores apretados de sólo un dígito.

Pero esta no es la costumbre con los Jays, que han anotado 10 carreras en por lo menos 21 partidos esta temporada. Y a veces basta uno solo de sus jugadores para acercarse a ese promedio.

Así fue el caso con Encarnación, quien por su cuenta impulsó nueve carreras con tres jonrones para “hacer su parte” en la paliza 15-1 que los canadienses le propinaron a los Tigres de Detroit la semana pasada.

“Yo sé que si nosotros podemos pitchear, vamos a batear”, comentó en Nueva York el lanzador mexicano de los Jays, Marco Estrada, en referencia a la ofensiva que presume su equipo.

Encarnación está en medio de una racha de 26 partidos consecutivos pegando de hit, a dos juegos de igualar la marca del equipo de 28 que pertenece a Shawn Greene desde 1999. Actualmente Shannon Stewart (1999) y John Olerud (1993).

Con 184 vuelacercas, sus cañones son los más devastadores de la liga, pero lo son por apenas cinco más que los Astros de Houston (179) que también han deslumbrado con su capacidad de hacer daño.

Sin embargo, los Azulejos pegan más que jonrones. Su ataque es el que más carreras anota en toda la liga y por mucho con 720.90 más que su más cercano perseguidor: los Yankees de Nueva York (630).

Además tienen el diferencial de carreras más alto de la Gran Carpa con +191, casi el doble de su más cercano perseguidor (Astros, +101). Están cerca de tener un diferencial de más de 200 carreras, algo que los pondría en un escaño especial.

En los últimos ocho años sólo tres equipos han logrado tener un diferencial por encima de 200, y dos de ellos, los Medias Rojas del 2007 y del 2013, ganaron la Serie Mundial.

Casi invencibles

A pesar de que terminaron agosto con una derrota, 4-2 ante Cleveland, los Azulejos terminaron con su mejor porcentaje de victorias en cualquier mes en la historia del equipo con .778. Esto es resultado de que sólo han perdido seis de sus últimos 30 partidos.

Lo que construyen los cañones

En plena carrera por asegurar el primer lugar de la División Este, la derrota ante Cleveland hubiera sido más crítica si es que la suerte no hubiera volado con los Jays. Y es que los Yankees, su más cercano perseguidor a juego y medio de distancia, también cayeron ante los Medias Rojas de Boston.

La clave del éxito

Desde el 2000, 12 equipos -incluyendo los Jays de este año- han logrado una marca de 114 OPS -la suma de dos habilidades críticas: embasarse y conectar con poder. De esos 12, nueve, incluyendo a estos Jays, han liderado la liga en carreras anotadas.

MVP! MVP!

La afición de Toronto considera a su jugador más valioso al antesalista Josh Donaldson, quien lidera al equipo en cada una de las principales estadísticas ofensivas: .301 de average, 36 jonrones, 108 producidas, .369 obp y 153 hits.