Republicanos de California suavizan posición sobre indocumentados

Aprobaron una recomendación que pide una mejor protección de la frontera, el establecimiento de un programa de trabajadores invitados y modernizar el sistema de inmigración legal del país
Republicanos de California suavizan posición sobre indocumentados

El partido republicano en California aprobó hoy una recomendación para suavizar su posición sobre la inmigración indocumentada, con la esperanza de incentivar a los latinos para integrarse en sus filas.
“Los republicanos hemos avanzado mucho en California y no podemos dejar que la falta de programas concretos de unos afecte al gran trabajo que estamos haciendo a favor de la comunidad latina”, dijo el estratega republicano Luis Alvarado.
La medida, propuesta por el republicano de Fresno Marcelino Valdez en la Convención del Partido Republicano en California, elimina el lenguaje donde se exigía la aplicación de las leyes y se aseguraba que “permitir la presencia de los indocumentados en territorio californiano socava el respeto a la ley“.
Según Valdez, la frase podría ser mal interpretada y tomarse como una petición para que se deporte a los inmigrantes sin documentos.
La recomendación pide, en cambio, una mejor protección de la frontera, el establecimiento de un programa de trabajadores invitados y modernizar el sistema de inmigración legal del país.
Para Alvarado, esta decisión es una clara respuesta a los comentarios ofensivos de Donald Trump, que no reflejan la postura de un partido que debe trabajar de la mano de toda la población.
“Los republicanos vamos a continuar ilustrando las deficiencias de los demócratas y cómo sus políticas afectan a las comunidades”, advirtió Alvarado.
Las organizaciones proinmigrantes respaldaron este cambio de lenguaje de los republicanos, según explicó Jorge Mario Cabrera, portavoz de CHIRLA.
“El Partido Republicano en California reconoce que para avanzar su agenda debe ampliar sus posturas, especialmente en temas que impactan a la comunidad inmigrante”, explicó.
Para Michael Keegan, presidente de People for the American Way (PFWA),el debate sobre inmigración entre los republicanos de California muestra cóomo todavía los conservadores están luchando contra las réplicas de la Proposición 187 del ex Gobernador Pete Wilson, con la que en 1,994 los votantes apoyaron cortar los servicios a los indocumentados residentes de California.
“California pasó de ser un estado republicano apoyado por inmigrantes mientras la presidencia de Reagan, a ser un estado demócrata y muy liberal, todo por los ataques que impulsaron a muchos a salir a votar”, explicó Keegan.
Por su parte Cabrera aseguró que el efecto negativo de la retórica anti inmigrante de Donald Trump y otros políticos republicanos a nivel nacional están haciendo sangrar al GOP ante los ojos de los inmigrantes.
Los latinos representan el 26 por ciento de los ciudadanos del estado con edad de votar. En 2012, el 71 por ciento de los votos latinos de California fueron emitidos para el presidente Barack Obama.

Alrededor de la web