Obama sopesa acción ejecutiva para el control de armas

Visita a los familiares de las víctimas de un tiroteo en Oregon
Obama sopesa acción ejecutiva para el control de armas

Una semana después de que un joven abriera fuego en un colegio comunitario en Roseburg Oregon, el presidente Barack Obama viajó el jueves a esta ciudad para presentar sus condolencias a las familias de las nueve personas que perdieron la vida en esta masacre y consolar a otras nueve que resultaron heridas.

Aunque la visita de Obama se llevará en privado con estas familias para no “politizar” el evento, altos funcionarios de su administración dijeron a The Washington Post que el mandatario se parará para utilizar su poder ejecutivo para imponer nuevos requerimientos de revisión de antecedentes penales para compradores que adquieran armas de vendedores en gran volumen.

Con este cambio, los vendedores que excedan cierto número de ventas al año tendrían que obtener una licencia de la Oficina de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos y revisar los antecedentes de los potenciales compradores.

El anuncio ocurre el el mismo día que las autoridades en Arizona reportaron otro tiroteo en un campus universitario con un saldo de un muerto y tres heridos, resultado de un altercado entre dos grupos de estudiantes en Northern Arizona University esta madrugada.

Después del tiroteo en Umpqua Community College Obama dijo que “esto es algo que deberíamos politizar. Esto es relevante para nuestra vida en común, para el cuerpo político”.

Pero funcionarios de la Casa Blanca indicaron que Obama no intenta politizar su visita a Roseburg, por lo que no se espera que haga un discurso público.

El viaje “no es político, sino meramente para consolar a las familias y a quienes resultaron profundamente afectados por la tragedia”, dijo el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest el jueves.

Después de la tragedia la semana pasada, Obama dijo que le ha pedido a su equipo “revisar a fondo qué clase de autoridad tenemos para ejecutar las leyes que existen de una manera más efectiva con el fin de sacar las armas de las manos de los criminales”.

“Esperamos poder encontrar la manera de hacerlo”, dijo un alto funcionario de la administración de Obama a The Washington Post, indicando que los abogados aún están trabajando en los detalles para asegurar que las acciones de Obama puedan pasar los obstáculos legales. “Está más claro hoy de lo que estaba un año atrás sobre cómo trabajar con esto”, dijo.

Pero en Roseburg, una pequeña comunidad conservadora, la visita de Obama no es muy bien recibida, y los defensores de los derechos de poseer y portar armas planearon dos manifestaciones que promovieron a través de Facebook con varios miles de simpatizantes.

//platform.twitter.com/widgets.js

“La visita de Obama es un insulto”, dijo a The Wall Street Casey Runyan, uno de los organizadores del evento.

Roseburg, en el Condado de Douglas, donde Obama obtuvo solo el 34% de los votos en las elecciones de noviembre de 2012,  por mucho tiempo ha sido un bastión de los conservadores y defensores de las armas.

A principio de este año, el Sheriff de Douglas, John Hanlin, testificó en contra de un proyecto de ley estatal para expandir la revisión de antecedentes penales a todas las compras privadas de armas.

Las autoridades informaron que Christopher Harper-Mercer, de 26 años, usó seis armas -cinco pistolas y un rifle- para el tiroteo en Umpqua Community College y tenía siete más en su casa. Harper-Mercer se suicidó frente sus compañeros de clase después de resultar herido tras una confrontación con la Policía.