Garcetti pide calma ante amenaza en LAUSD

Ya desde los ataques terroristas de Paris y el tiroteo de San Bernardino la ciudad de Los Ángeles ha multiplicado sus medidas de seguridad para prevenir cualquier desgracia
Garcetti pide calma ante amenaza en LAUSD
Alcalde Eric Garcetti.

Ante la amenaza de bombas en las escuelas de la ciudad de Los Ángeles, el alcalde Eric Garcetti pidió mantener la calma a los padres de familia.

“Entiendo la preocupación que las familias deben sentir esta mañana, pero es crítico que permanezcamos con calma. La decisión hecha por el Distrito Escolar es un asunto de extrema precaución”, señaló.

//platform.twitter.com/widgets.js

Hizo ver que como alcalde, han compartido el apoyo y la inteligencia, y el Departamento de Policía de Los Ángeles trabaja en colaboración con la política escolar del Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles (LAUSD) para investigar a fondo la amenaza.

“Hemos pedido a nuestro Centro de Operaciones de Emergencia permanecer activado y hemos arreglado con la Autoridad Metropolitana del Transporte (MTA) que nos den ayuda para proporcionar servicios de camiones gratis a todos los estudiantes del LAUSD”, dijo. Añadió que continuarán con el monitoreo de la situación. “Nada es más importante que la seguridad de nuestras familias”, destacó.

Apenas la semana pasada y tras el tiroteo masivo en San Bernardino y el sangriento ataque terrorista en Paris, el alcalde Garcetti dijo a La Opinión que la seguridad se había multiplicado en la ciudad en los lugares públicos como el aeropuerto angelino.

Hemos reforzado los entrenamientos al personal para poder hacer frente a cualquier acción terrorista o tiroteo masivo en 45 segundos; hemos tratado de disipar cualquier rumor de la gente que trata de abusar de la situación con el envío de correos electrónicos que advierten de no ir a los cines y quedarse en la casa”, dijo Garcetti sin querer revelar mayores detalles de la estrategia de seguridad.

El concejal José Huizar pidió a los padres que llevaron a sus hijos a las escuelas, presentarse por ellos con un identificación válida.