Regalos de corazón que no cuestan ni $1

Esos detalles que vienen del fondo de tu corazón no perjudicarán tu bolsillo y serán más apreciados por quienes amas y te aman

Guía de Regalos

Regalos de corazón que no cuestan ni $1
Haz un regalo de corazón para recuperar el espíritu de la época.
Foto: Shutterstock

La mercadotecnia ha hecho lo suyo y Navidad se ha convertido en una ocasión para comprar sin ton ni son, en lugar de ser una fecha para compartir, reflexionar y cerrar un ciclo de vida: gasta ahora y paga para siempre.

Los seres humanos contamos con tanta riqueza interior que podemos compartir un poco de ella con las personas que amamo ssin necesidad de abrir la cartera; y muchas veces, esos regalos del corazón son más apreciados y más recordados que la típica bufanda que envejece en el armario.

Anímate a explorar la riqueza de tu ser y a sacar de ella un pequeño tesoro para compartir en esta temporada. Y no necesitarás ni un dólar:

Tu tiempo. Especialmente cuando hace mucho no ves a una persona, reunirse para conversar y actualizarse puede ser un gran regalo. Si tu espíritu altruista se alborota en esta época, puedes regalar tiempo a un desconocido: en un asilo de ancianos, en un refugio de animales, en una ONG que trabaje con niños, etc.

Una oración. No importa si tú o el destinatario no profesan una religión o difieren en ella. Una oración es una petición de bienestar, salud, amor y bendiciones a un poder creador, como sea que lo concibamos. Escribe esos buenos deseos que guardas para la otra persona y déjale saber que esa es tu forma de orar por ella.

regalo nino

Un video. Graba con tu celular un mensaje navideño, un villancico, una canción, tus buenos deseos, un chiste, y envía el archivo a tu destinatario o súbelo a Vine o alguna otra plataforma.

Una carta. No necesitas ser la gran escritora, sólo toma pluma y papel y escribe lo que quieres decirle a esa persona. Tampoco tiene que ser larguísima: sé concisa y clara. Lo mejor es que la entregues en persona, o al menos por correo postal, pero si tienes que recurrir al e-mail, escanéala: será distinto recibirla de tu puño y letra.

Tus talentos. Si sabes cantar, declamar poemas, tocar un instrumento o actuar, hazle una mini-presentación a quienes amas, o grábala en video para enviarla si eres más bien tímida.

Un abrazo. Abrazar es una forma de estrechar los corazones. Hay estudios universitarios que confirman los beneficios que un abrazo tiene para la salud, pues ese acercamiento reduce la ansiedad y el estrés.

Una llamada. Sobre todo si el destinatario está lejos o le ves poco, llamarle para escucharlo es siempre grato. Puedes agregar una canción, un poema o la promesa de llamar con mayor frecuencia… pero cúmplela.

Sé creativa este año y regala un detalle sacado de tu corazón, no de una tienda.