Tres asesinos prófugos caen por pedir agua en Argentina

Los hombres huyeron del penal hace 13 días

La intensa búsqueda de Víctor Schillaci y Martín y Cristian Lanatta, fugados hace 13 días de un penal de Buenos Aires, culminó ayer, con la recaptura de los tres presos que cumplían una condena de prisión perpetua por un triple asesinato.

El vuelco de una camioneta robada, en la que viajaba Martín Lanatta, puso fin a la fuga.

Los hombres cumplían prisión perpetua por un triple asesinato vinculado a un caso de tráfico de efedrina pero el pasado 27 de diciembre huyeron. Salieron por la puerta principal del penal utilizando una pistola de madera mientras eran custodiados por un policía que, por su religión, no podía usar armas.

Herido tras el accidente, Martín Lanatta fue el primero en ser capturado esta mañana en la provincia argentina de Santa Fe (centro), en una zona rural llamada Cayastá, mientras Cristian Lanatta y Víctor Schillaci, que según medios locales habían robado otra camioneta, fueron apresados a las pocas horas.

Camioneta volcada tras la persecusión.
Camioneta volcada tras la persecusión./La Nacion

Según dijo la vicepresidenta comunal de Cayastá a la agencia oficial Télam, los prófugos fueron reconocidos y denunciados por un habitante del lugar, a quien se habían acercado para pedirle agua.

Por su parte, el presidente de Argentina, Mauricio Macri, felicitó hoy a través de Twitter a las fuerzas de seguridad que lograron dar con los tres evadidos.

“Felicito a todo el equipo y a las fuerzas de seguridad por la captura de los prófugos. El trabajo en conjunto fue fundamental”, publicó el mandatario.

Esta semana, las pesquisas se mudaron a la provincia de Santa Fe, al norte de Buenos Aires, donde unos 500 agentes llevaron adelante una revisión a pie de distintos campos donde podrían haber estado los hermanos Lanatta y Schillaci.

Finalmente, los prófugos fueron apresados hoy por la policía local en una zona rural de apenas 4.000 habitantes. Un vecino del lugar incluso relató a la prensa que había prestado tres caballos para el operativo de captura.

La polémica del escape

Martín Lanatta había desatado la polémica el año pasado, días antes de las elecciones primarias en Argentina, al acusar en un programa televisivo al exjefe de Gabinete del kirchnerismo, Aníbal Fernández, de haber ideado el triple crimen.

Fernández, quien se postulaba a la Gobernación de Buenos Aires, consideró que la acusación era una estrategia de sus rivales para perjudicarlo y beneficiar a la candidata de Macri, María Eugenia Vidal, quien finalmente ganó los comicios.

Tras la fuga, llegaron las acusaciones cruzadas entre el macrismo, que vinculó la fuga con Aníbal Fernández, y el kirchnerismo, que aseguró que el escape era una “devolución de favores” por la campaña contra el exfuncionario.

“Ahora, que lo custodien como corresponde que queremos conocer los términos del arreglo de la fuga con urgencia”, publicó hoy Fernández en su cuenta de Twitter, tras conocer la recaptura de Martín Lanatta.