California: píldoras anticonceptivas ahora sin receta médica

Una nueva ley en California amplía el poder de algunos farmaceutas para que prescriban anticonceptivos y otros medicamentos directamente a las mujeres
California: píldoras anticonceptivas ahora sin receta médica
Hay diferentes tipos de anticonceptivos disponibles.
Foto: Shutterstock

Funcionarios anunciaron hoy que las mujeres en California podrán comprar pastillas anticonceptivas sin la receta de un médico en las farmacias.

La nueva opción se da gracias al proyecto de ley de California SB 493. Si bien fue aprobado en 2013 recién ahora se han establecido las regulaciones para que  entre en vigor.

Tras la medida aprobada, los farmaceutas titulados y entrenados del estado podrán proporcionar este tipo de anticonceptivos a las mujeres y algunos otros cuidados médicos básicos.

Con la nueva ley se busca incrementar el acceso a los anticonceptivos y reducir los índices de los embarazos no deseados. De acuerdo con el senador estatal Ed Hernández, proponente de la ley y representante del Distrito 22 desde 2010, “más de dos tercios de los californianos viven en zonas con escasez de proveedor de atención médica” y la nueva medida ayudaría a dar acceso a este tipo de medicamento de control natal.

Los anticonceptivos hormonales autoadministrados, como las píldoras, parches, inyecciones y anillos vaginales estarán cubiertos por la nueva ley. Los anticonceptivos que se implantan en los brazos y los dispositivos intrauterinos (DIU), no se pueden obtener de un farmaceuta.

 

Los parches, anillos vaginales ni inyecciones necesitan tampoco receta médica.
Los parches, anillos vaginales ni inyecciones necesitan tampoco receta médica. (Shutterstock)

La Dra. María Sophocles, ginecóloga y obstetra con práctica en Princeton, New Jersey, aplaude la medida, ya que facilitará las pastillas anticonceptivas a un número mayor de mujeres en edad reproductiva que no tienen acceso a éstas.

“La mayoría de las píldoras [anticonceptivas] vienen hoy con unos niveles de hormonas muy bajos que no afectan, en general, la salud de la mujer”, resalta la Dra. Sophocles. “Sin embargo, mujeres que tienen un historial familiar o médico de desarrollo de trombos  [coágulos de sangre] deben tener una evaluación médica antes de tomarlas”.

Con la nueva ley, California se convierte en el tercer estado después de Oregón y Washington en permitir que las mujeres obtengan más tipos de anticonceptivos directamente de un farmaceuta.