Plena y muy feliz

Ana Patricia celebra por primera vez su propio Día de las Madres y comparte algunos tips con las mamás primerizas trabajadoras
Plena y muy feliz
La mayor gratificación que ha tenido la presentadora de 28 años en su rol de madre ha sido la de haber podido amamantar a Giulietta por ocho meses./Cortesía

Súper feliz y bendecida. Así se siente hoy Ana Patricia en este Día de las Madres.

Y no es para menos: por primera vez festejará “a todo dar” esta festividad, aun cuando el alumbramiento de su primogénita Giulietta fue justo el 5 de mayo del año pasado.

“Giulietta nació cinco días antes de la celebración de esta preciosa fecha, pero solo hasta este año, después de la experiencia de cuidarla, quererla y disfrutarla, siento en realidad que es mi primera festividad del Día de las Madres. Y me siento muy emocionada y doy gracias a Dios porque todo ha salido tan bonito y perfecto en mi vida personal, maternal, matrimonial y laboral. Me siento plena y súper feliz”, dice la presentadora del programa televisivo ¡Despierta América!, de Univision.

Y como sucede con todas las mujeres, el rol de madre implica muchos cambios en su vida personal. Hasta la fecha, entre los retos que ha tenido que afrontar Gámez como madre primeriza están: tener que levantarse  a las cuatro de la mañana para dejarle todo listo a la bebé, antes de salir de casa para la transmisión de la revista matutina noticiosa; y el desprenderse de ella cada vez que tiene asignaciones laborales fuera de Miami, Florida, donde ha establecido su hogar.

“Para mí el estar junto a Giulietta todos los días para cuidarla es esencial, pero entiendo que como mamá practicante de su profesión tengo que desprenderme de vez en cuando de ella por motivos laborales y, aunque me duele, me siento a la vez tranquila porque tengo la bendición de tener a un esposo que me apoya mucho”, comparte quien fuera Nuestra Belleza Latina 2010, originaria de Sonora, México.

Su mayor satisfacción

A la fecha, la mayor gratificación que ha tenido la presentadora de 28 años en su rol de madre ha sido la de haber podido amamantar a Giulietta por ocho meses.

“Mi meta era la de alimentarla con leche materna por un año, pero no se pudo. Pero me siento satisfecha de haber podido compartir por ocho meses esos momentos tan únicos e importantes en mi relación con ella, ya que, además de unirnos, veo que sirvieron mucho para su salud. Giulietta es una niña muy sana, casi no se me enferma, gracias a Dios”, señala la exresidente de Los Ángeles.

Y como menciona en la carta que le escribió a su pequeña por motivo de su primer añito de vida y que comparte desde hace cuatro días con sus fans en el blog A Bullseye View de Target, otras de sus grandes satisfacciones ha sido la de sentirse “una gran chef cuando te preparo tus papillas con comida natural”, aun cuando confiesa que no es una gran cocinera.

Su mayor deseo

Lo que más desea Ana Patricia es ver a su hija crecer de manera saludable.

“Todas las noches, cuando hablo (con Dios) lo que más le pido es salud para mi hija. Mi mayor deseo es que ella sea una persona sana, saludable, porque con salud uno es feliz y se puede lograr todo. Así pienso yo. Por eso he dejado siempre lo material a un lado y pido mucha salud, felicidad y amor para todos los integrantes de mi familia”, concluye la animadora.

 

ana-patricia-gamez-3
“Todas las noches, cuando hablo (con Dios) lo que más le pido es salud para mi hija”, dice Ana Patricia./Cortesía

Tres consejos

Basándose en su experiencia, Ana Patricia Gámez ofrece estos tres consejos para las madres primerizas que trabajan:

  • Evitar los pensamientos que las ponen intranquilas cuando están separadas de sus hijos por motivos laborales.
  • Desprenderse de los medios sociales y todo tipo de tecnología en las horas y momentos que comparten con sus hijos.
  • Apapachar a sus bebés lo más que puedan, porque crecen con rapidez y apenas aprenden a caminar, ya no quieren estar en brazos.