Hombre de 72 años luchó 3 horas contra cocodrilos en Australia

Estaba de pesca con un amigo, que no sobrevivió al ataque, cuando los cocodrilos se acercaron
Hombre de 72 años luchó 3 horas contra cocodrilos en Australia
Un cocodrilo de agua salada puede llegar a medir hasta seis metros y pesar más de una tonelada.
Foto: BBC/Getty

Como las mejores escenas de lucha de las películas de Tarzán, un hombre de 72 años luchó contra cocodrilos para evitar ser devorado en el norte de Australia.

De acuerdo al relato de los organismos de socorro que participaron en el rescate y que escucharon el testimonio del sobreviviente, en la mañana de este martes uno de estos reptiles atacó su embarcación mientras pescaba cangrejos junto a un amigo en un humedal cerca de la ciudad de Darwin.

Ambos hombres habían llegado en un viaje de vacaciones desde el sur del país. Cuando se presentó el ataque, uno de ellos cayó en el agua y se ahogó cuando intentaba volver al bote.

Cuando uno de estos reptiles intentó devorar su cuerpo, su compañero de 72 años logró ahuyentarlo pegándole en la cabeza. Pero no era el final de la historia:

Cocodrilo

Según Ian Badham, vocero del servicio de ambulancias que acudió al lugar a rescatar al sobreviviente, el hombre contó que cada vez que ahuyentaba al cocodrilo, este regresaba con las mismas ganas de devorarlo, mientras el cuerpo de su compañero permanecía en la pequeña embarcación después de sacarlo del agua.

Fue una batalla desigual: los machos cocodrilos de agua salada, que se encuentran en dicha región, pueden alcanzar hasta los seis metros de longitud y llegan a pesar más de una tonelada.

Finalmente, tras la ardua lucha por sobrevivir y ayudado por las herramientas que traía en el bote, el hombre fue capaz de llevar la embarcación a tierra firme y pedir ayuda a los pescadores profesionales que estaban cerca del lugar.

Ataques previos

El hombre fue atendido y trasladado a un centro de salud para ser tratado por choque severo, deshidratación e insolación. Fue dado de alta este miércoles.

Ambulancia
Los pescadores fueron llevados al hospital de Darwin, en el norte de Australia.

Después de que un pescador murió por el ataque de un cocodrilo en 2015 en la localidad de Kakadu, las autoridades australianas habían advertido sobre el riesgo que tenía navegar con embarcaciones pequeñas por zonas habitadas por estos reptiles.

Y hace un mes, autoridades de la zona norte del país hicieron un llamado para sacrificar a varios de estos cocodrilos después de que un hombre denunciara que uno de estos animales se había comido sus alimentos mientras acampaba en una localidad cercana.

Se estima que en el norte de Australia habitan entre unos 100,000 y 200,000 ejemplares de cocodrilos de agua salada.