Un césped verde con poca agua

Consejos que te ayudarán a no malgastar el preciado líquido en tu jardín y a ahorrar dinero
Un césped verde con poca agua
Las macetas elaboradas con musgo son ideales para ahorrar agua.
Foto: Cortesía de Home Depot

Ante los efectos del calentamiento global, cada gota de agua es hoy un tesoro. Y, ante ello, el mantener verde el césped de patios y jardines  se ha convertido en todo un desafío para quienes no son conocedores de los secretos de la jardinería inteligente y económica.

“El agua es esencial para mantener con vida los árboles, las plantas y el césped; sin embargo, el uso de demasiada o muy poca puede dañarlos o matarlos del todo”, dice Henry Medina, experto de Home Depot en el área de Post Chester, Nueva York.

Para mantener un césped verde, sin gastar mucha agua, podemos seguir estas reglas de oro que ofrece Medina:

1- Sembrar las plantas de flores en macetas elaboradas con musgo (moss). Estos recipientes son ideales para la conservación del agua, ya que, cuando llueve, el musgo colecta el agua.

2- Si las plantas de hojas verdes o de flores están directamente plantadas en la  tierra, cubrir toda el área sembrada con musgo. El musgo,  además de retener la humedad de la tierra,  sirve como un elemento decorativo del jardín, pues viene en variados colores dentro de la paleta de los tonos tierra.

El moss ayuda a recoger y retener el agua en la tierra.

El moss ayuda a recoger y retener el agua en la tierra./Shutterstock

3- Echar mano de las nuevas aplicaciones o Apps creadas para simplificar el cuidado del césped.  “Una de las mejores es “My Lawn de Scotts”, que está disponible en Google Play (para los teléfonos inteligentes Android)”, resalta Medina. “Esta aplicación ofrece un plan muy fácil para el mantenimiento del césped, con información de los productos adecuados para usar en el momento adecuado”.

Hoy existen aplicaciones que ayudan en la conservación del agua.

Hoy existen aplicaciones que ayudan en la guía para la conservación del agua./Shutterstock

4- No regar a diario sino seguir las indicaciones de las aplicaciones de jardinería, si es que se usan, o seguir simplemente la práctica del riego inteligente, que tiene en consideración las siguientes medidas:

  • No regar de 11am a 3pm. Este periodo es el más caliente del día. Las mejores horas son de 6am a 10am (es la ideal, particularmente si se vive en la zona Este del país) y de 4pm a 7pm  (si se vive en Suroeste, que es tan seco). Aunque el riego en horas de la tarde no provoca la evaporación del agua, poco se recomienda ya que promueve la creación de hongos y el desarrollo de enfermedades fúngicas.
  • Utilizar los pluviómetros que indican cuánta agua ha ido al césped, ya sea proveniente de la lluvia o del rociado con manguera (“hose”) o con aspersores o rociadores automáticos (“sprinkler”). Estos medidores están disponibles en la mayoría de los centros de jardinería.

5- De regar con aspersores, asegurarse de estar aplicando no más de ½ pulgada de agua dos veces por semana. Para saber cuánto tiempo se necesita para la aplicación de esta cantidad de agua se recomienda colocar unas cuantas latas de atún vacías en diferentes lugares del patio hacia donde están dirigidas las cabezas de los aspersores. En las latas quedará atrapada el agua rociada y si quedan llenas, quiere decir que es la medida perfecta y que el área se está regando uniformemente.

6-  Aplicar los fertilizantes recomendados de acuerdo con la temporada del año y el tipo de grama, pasto o césped plantado.

7- Sembrar plantas y árboles nativas del área donde se vive que no requieran de mucha agua. “Es importante que la clase que se escoja sea originaria del área para no sembrar una especie que cree alguna plaga que mate la vegetación natural de cada región.

Los jardines diseñados con plantas nativas del área no requieren de mucha agua.

Los jardines diseñados con plantas nativas del área no requieren de mucha agua./Cortesía de Home Depot

Otras recomendaciones sabias

  • Regar dos veces por semana en época de sequía o mucho calor y una vez cada 2 a 3 semanas en invierno.
  • Ajustar el tiempo de riego de los aspersores automáticos de acuerdo con las estaciones y la variación del clima. Esta práctica trae beneficios tanto para la conservación del agua como para el ahorro de dinero.
  • Regar el césped hasta cuando éste muestre que necesita agua y aplicar la suficiente como para que penetre hasta unas 5 pulgadas de profundidad.

Métodos de riego

Con manguera de mano. Este método es ideal para el riego de plantas en macetas y flores. No es el más recomendado para regar el césped.

El riego con manguera de mano es ideal para macetas y jardines.

El riego con manguera de mano es ideal para macetas y jardines./Shutterstock

Aspersores. Este tipo es el más indicado y  común para regar el césped. Existen muchos tipos de aspersores del jardín. La selección se debe hacer de acuerdo a la extensión del patio o jardín y la combinación de siembra de césped, árboles y plantas. Los aspersores portátiles, que vienen conectados a una manguera, son ideales para los patios y jardines muy extensos, ya que se pueden mover de un lado para el otro.

Los aspersores portátiles se deben usar en patios y jardines de mucha extensión.

Los aspersores portátiles se deben usar en patios y jardines de mucha extensión./Shutterstock

Riego por goteo. Este es el método de elección para las personas que viven donde el agua es escasa o costosa. Consiste en una manguera de goteo que permite que el agua se escurra hacia fuera, empapando la zona radicular de las plantas. Este sistema ahorra agua, evita que las hojas se sequen y se produzcan hongos. Es ideal para rociar el jardín pero no el césped.

El riego por goteo es para el jardín no para el césped.

El riego por goteo es para el jardín no para el césped./Cortesía de Home Depot