Detén el fraude

Artículo patrocinado por Chase
Detén el fraude
Te contamos cuáles son los fraudes más comunes de la temporada festiva.
Foto: Archivo / Shutterstock

Eres un planeador, estás preparado para todo y te has protegido contra el fraude… o eso es lo que piensas. Pero esta vez, cuando chequeas los cargos de tu tarjeta de crédito, ves algo que no debería estar ahí.
¿Frustrante? ¡Sí! ¿Momento de pánico? No tiene por qué serlo.

Brittney Castro, experta en finanzas personales y aliada de educación financiera de Chase, está aquí para asistir.

“Si sospechas que hubo una transacción fraudulenta en tus cuentas de débito o crédito, hay varios pasos que puedes tomar,” dice Castro. “También puedes tener la tranquilidad de saber que los bancos como Chase ayudan a protegerte del fraude. Sobre todo, porque la prevención de fraude es una colaboración entre los dueños de las tarjetas y sus bancos”.

Toma estas simples acciones de inmediato para reducir el dolor de cabeza que traen los cargos fraudulentos.

Mantente al día con tus cuentas

Asegúrate de subscribirte al acceso de tus cuentas y tarjetas de crédito en la Internet. Esto te permite chequear tus cuentas frecuentemente para poder identificar el fraude lo más temprano posible. No ignores cargos de pequeñas cantidades.

De acuerdo a la Oficina para la Protección Financiera del Consumidor, hay veces que los estafadores hacen un cargo pequeño, y después vuelven y hacen un cargo mayor. También deberías de subscribirte a alertas de manejo de cuentas de tu banco. Varios bancos ofrecen supervisión de cuenta para poder encontrar el fraude aún antes de que te des cuenta de que tu información ha sido comprometida.

Cuando lo veas, repórtalo

Esta es una vez en la que definitivamente quieres usar el teléfono. Cuando llamas a tu banco para reportar cargos fraudulentos puedes ayudar a asegurar que los cargos se detengan. Los bancos como Chase te envían una tarjeta nueva inmediatamente si se confirma actividad fraudulenta, o si tu tarjeta se pierde o es robada.

Además, Chase ofrece Protección de Zero Responsabilidad en sus tarjetas de crédito, lo que significa que no tienes que pagar por cargos desautorizados hechos con tu información de cuenta. Además de llamar, asegúrate que toda tu información esté actualizada para que tu banco pueda contactarte con más información. Esto te ayudará a protegerte contra el fraude en el futuro, y asegura que las alertas te lleguen lo más pronto posible. Siempre revisa tu contrato de membresía o depósito para más detalles.

Evita la recurrencia

A este punto, tú y tu banco están trabajando juntos para poner tu cuenta en orden de nuevo. Asegúrate de chequear tus transacciones continuamente para ayudar a prevenir ser víctima del fraude una segunda vez. Cambia tus claves y contraseñas como precaución. Cuando elijas una nueva contraseña, asegúrate de que no sea fácil de adivinar.

Tu contraseña debería de ser una combinación de letras, números y símbolos, pero no uses claves fáciles de adivinar como el nombre de tu mascota o tu cumpleaños. Asegúrate de que tu nueva tarjeta tenga tecnología de chip electrónico. El chip electrónico agrega otra capa de protección cuando usas un lector de tarjeta en vez de un deslizador. El chip crea un código de un solo uso durante la transacción, protegiéndote de usos desautorizados cuando haces compras en persona.

Hacer compras en la Internet es un poco más complicado. Cuando hagas compras en la Internet asegúrate de usar sitios respetables y confiables que tengan una dirección que comience con “https.” Si te conectas al wifi en público, evita hacer compras hasta que llegues a casa.

Descarga la aplicación móvil de tu banco para poder darle seguimiento a tus cargos y hacer pagos seguros en ciertas facturas. Pero asegúrate de activar la contraseña de acceso de tu celular. Esto puede hacerlo más difícil para alguien que quisiera adquirir tu información personal y financiera.

Aunque tengas un cociente de inteligencia de fraude alto, los estafadores pueden ser aún más listos que tú. La protección contra el fraude es un esfuerzo de equipo entre tú y tu banco, así que toma estos pasos cuando el fraude ataque, y ayuda a mantener tus cuentas a salvo y protegidas.

Para más consejos e información sobre cómo protegerte del fraude, visita https://www.chase.com/fraud-security (en inglés).