La nueva clave para la felicidad en pareja: un par de copas

Cuando uno de los dos bebe y el otro no, provoca infelicidad; pero una o dos copas por noche en pareja pueden tener buenos resultados
La nueva clave para la felicidad en pareja: un par de copas
Brindar en pareja puede ser una de las razones de felicidad en conjunto.
Foto: Shutterstock

Que una copa de vino le hace bien al organismo se viene diciendo hace décadas, pero ahora ya se habla del efecto del alcohol en la salud…de la pareja. Un estudio de The Journals of Gerontology B: Psychology Sciences analizó a 2,767 parejas y encontró un vínculo directo entre su felicidad y sus hábitos de bebida.

Todos respondieron preguntas sobre cuán demandante, crítico e irritante le resulta su concubino. El 50% de los entrevistados, que lleva al menos 33 años en matrimonio, dijo emborracharse con su pareja y ser más feliz que la otra mitad.

La doctora Kira Birditt, investigadora parte del estudio de la Universidad de Michigan, explicó a Reuters: “No estamos seguros de qué es lo que sucede. Pero podría ser que las parejas que hacen más actividades placenteras juntos tienen mejor calidad de vida“.

En exceso, siempre es un problema

Pero el estudio tiene un giro: las parejas que en conjunto se abstienen de la bebida, también mostraron buenos resultados. Es decir que el grupo con mayores problemas es el que tiene parejas “mixtas”, alguien que bebe y alguien sobrio. Los de peores resultados fueron los que tenían a alguien que se excede a menudo o con problemas importantes con el alcohol.

La conclusión del estudio es que siempre que sea con moderación, una o dos copas de vino con la cena aportan una cuota de felicidad a la pareja.