Hallan peces, aves y delfines contaminados con peligroso químico lava alfombras

La sustancia, que también se encontró en sangre humana, podría estar vinculada con daño del hígado y cáncer
Sigue a La Opinión en Facebook
Hallan peces, aves y delfines contaminados con peligroso químico lava alfombras
Las personas pueden ingerir la sustancia a comer carne contaminada.
Foto: Shutterstock

TORONTO, Canadá – Investigadores canadienses encontraron en la sangre de delfines, peces y aves una popular sustancia química utilizada para producir sartenes antiadherentes o hacer que las alfombras sean resistentes a las manchas.

Investigadores del Ministerio de Medio Ambiente y Cambio Climático de Canadá publicaron su descubrimiento en la revista científica de la Sociedad Estadounidense de Química (ASC, por su siglas en inglés).

La sustancia detectada, los ácidos fosfínico perfluoroalquilos (PFPIA), un subgrupo de la familia de sustancias perfluoroalquilos, además de ser utilizada en la actualidad para producir sartenes antiadherentes y alfombras resistentes a las manchas, también fue utilizada en el pasado en pesticidas.

¿Cómo dañan la salud los PFPIA?

Estas sustancias se sospecha que causan problemas de salud y han sido detectadas en muestras de sangre humana, aunque no han sido estudiadas en profundidad.

De acuerdo con la Agencia para Sustancias Tóxicas y Registro de Enfermedades (ATSDR) de EEUU, consumir perfluoralquilos en alimentos contaminados (como carne de pescado o aves) o inhalarlos, puede tener los siguientes efectos en la salud humana:

  • Aumentan los niveles de colesterol en sangre.
  • Incrementan el ácido úrico en la sangre.
  • Alteran la función hepática y dañan el hígado.
  • Algunos estudios señalan que, en grandes cantidades, puede ser un factor de cáncer de próstata, riñones y testículos.

Los niños pueden ingerir o inhalar fácilmente este tipo de sustancias al estar en contacto directo con alfombras y tapetes tratados con sustancias para evitar las manchas.

Los PFPIA permanecen en el medio ambiente de forma prolongada, lo que aumenta su probabilidad de que sean inhalados o ingeridos por personas o animales.

Los investigadores canadienses descubrieron la sustancia química en muestras de sangre de peces cerca de la isla de Montreal (Canadá), en cormoranes de los Grandes Lagos de Norteamérica y delfines tursiops de Florida y Carolina del Sur, en Estados Unidos.

Los investigadores señalaron que aunque las cantidades detectadas son relativamente pequeñas, los PFPIA estaban presentes en todas las muestras recogidas, lo que subraya “la necesidad de estudiar los efectos potenciales de estas sustancias”.