Fotos: Angelique Boyer presumió cuerpazo junto a Sebastián Rulli

La actriz pasó unos merecidos días de vacaciones en la playa con el argentino y aprovechó para lucir su figura
Fotos: Angelique Boyer presumió cuerpazo junto a Sebastián Rulli
La pareja despidió el año muy amorosos y de la misma manera recibió el 2017.
Foto: Instagram

Angelique Boyer prendió las redes sociales.

La novia de Sebastián Rulli, dejó perplejos estos días a sus seguidores al compartir una fotografía donde luce con un traje de baño en el que presume su perfecta y delgada figura.

La actriz pasó unos merecidos días de vacaciones en la playa y claro no fue sola, con ella estuvo el actor, con quien derramó miel en el marco del sol, arena y mar.

Y buen amigo @diegodreyfus gracias 💕🍀😊

Una publicación compartida por Angelique Boyer (@angeliqueboyer) el

La pareja despidió el año muy amorosos y de la misma manera recibió el 2017.

He sentido que salto en paracaídas desde que me enamoré de ti @sebastianrulli gracias, por este amor que crece cada día más fuerte. Y por cada salto que nos devuelve el alma al cuerpo. Soy feliz y además estoy enamorada de ti. GRACIAS VIDA”, posteó la protagonista de la telenovela Tres Veces Ana en una de las fotos que compartió en Instagram.

Sebastián no se quedó atrás y él, también en su cuenta de Instagram le echó flores a su bella novia.

Tú me haces Volar @angeliqueboyer !! Y así pretendo que te sientas cada uno de tus días!! Gracias por tanto “Mi cielo”. Te Amo“, escribió el actor.

Sin duda, a este par de tortolitos sólo le falta ponerle fecha a la boda porque por amor no paran.

Ellos comenzaron su romance cuando protagonizaron la telenovela Lo Que La Vida Me Robó a principios del 2014, pero fue hasta mucho después cuando hicieron pública su relación.

La pareja ha sido tan bien aceptada en los melodramas que actualmente están al aire con Tres Veces Ana, que finaliza el próximo domingo y en la que otra vez comparten protagónico.

Angelique, de 28 años, y Sebastián, de 41, hacen bonita pareja, porque ella es como una Barbie por su exquisita belleza y él su Ken, por su indiscutible galanura.

POR: Paula Ruiz