Trabajadores de construcción dicen No a la Medida S

Partidarios de viviendas asequibles dicen que sí; la medida estará en la boleta del 7 de marzo
Trabajadores de construcción dicen No a la Medida S
Trabajadores de construcción se oponen a la Medida S acusándola de "matar empleos".
Foto: Jacqueline García / La Opinión

A menos de un mes de las elecciones locales, trabajadores de construcción y miembros de sindicatos anunciaron públicamente su oposición a la Medida S, acusándola de “matar trabajos”.

La Medida S, que estará en la boleta de la elección del 7 de marzo, impondría una prohibición de dos años en proyectos inmobiliarios que requieren aprobaciones especiales de planificación, como aumentos de altura o densidad. La moratoria podría terminar antes, siempre y cuando el Ayuntamiento muestre que ha actualizado su plan de construcción en la ciudad.

Aaron Marlowe, de 25 años y madre soltera, dijo que si se aprueba la Medida S, su esfuerzo de cuatro años trabajando como aprendiz de instaladora de vapor sería anulado.

“Construir una carrera mientras se cría una hija no es fácil. Yo necesito este entrenamiento”, dijo Marlow,e quien trabaja tiempo completo con la United Association Local Union 250 Steamfitters y estudia por las noches. “Nuestro currículo esta designado para ir de la mano con trabajo de formación”, añadió.

img_20170209_104221
Trabajadores y activistas protestan la Medida S. (Foto: Jacqueline García/La Opinión)

Marlowe se encarga de instalar pipas de alta presión que cargan agua, químicos o vapor para los hogares. Su trabajo de aprendiz le ofrece beneficios y un salario bien remunerado para ella y su familia.

Por su parte, Charles Slay, de 52 años, quien estuvo encarcelado por 27 años, dijo que para él, su entrenamiento de electricista no es un trabajo “es una carrera”.

“Quiero ser un ejemplo para mi familia y mi comunidad. Yo no tengo plan B o C, por eso tomo muy personal la Medida S”, dijo Slay, quien esta en su segundo año de aprendiz de electricista. “Este dinero que gano es el que me ayuda a alimentar a mi familia y poner un techo sobre sus cabezas”, explicó el miembro de International Brotherhood of Electrical Workers Local 11.

Charley Slay junto a Willy Solorzano, ambos dijeron serían afectados si se aprueba la Medida S. (Jacqueline García)
Charley Slay junto a Willy Solorzano, ambos dijeron serían afectados si se aprueba la Medida S. (Foto: Jacqueline García/La Opinión)

Los trabajadores estiman que si se aprueba la Medida S, eliminaría hasta 640 millones de dólares en salarios locales cada año. Adicionalmente, dicen que la Medida S prohibiría la construcción de viviendas de bajo costo en un momento crítico donde se necesitan estos hogares. Esto eliminaría alrededor de 12,000 trabajos con beneficios.

“Estas carreras son para toda la vida con un buen salario, beneficios y jubilación. Al prohibir estos proyectos la Medida S esta señalando a estos trabajadores para una perdida de empleo. ¿Qué tipo de vecinos son estos proponentes de la Medida S?” cuestionó Chris Hannan, representante de Los Angeles Building Trades.

“Sí a la Medida S”

Partidarios de la Medida S dijeron que los rumores de que los empleos van a ser recortados son mentira. “Lo que pasa es que actualmente [los urbanistas] están haciendo apartamentos que no son accesibles para la comunidad”, dijo Miguel Perla, portavoz con la campaña Sí a la Medida S.

“No estamos en contra de la construcción de edificios, estamos en contra de edificios de lujo donde los proyectos se aprueban a puertas cerradas con la ciudad y la gente no puede decir nada y solo ven cuando el cambio ya esta ocurriendo en su vecindario”, dijo Perla.

https://youtu.be/OvBIXfcZb-w

Agregó que debe haber reglas para construir en la ciudad de Los Ángeles y hasta el momento no las hay. “[El Ayuntamiento] tiene que hacer un plan general porque no hay plan solo vienen los urbanistas y comienzan a construir sacando a la gente de sus casas donde algunos han estado por muchos años”, explicó.

El concejal José Huizar, quien representa el centro de Los Ángeles donde esta la mayor cantidad de indigentes de la ciudad, presentó un plan para la actualización de los 35 documentos de planificación de la ciudad, que no han sufrido cambios en más de 15 años.

El jueves por la mañana el Concilio Municipal votó a favor de varias recomendaciones para crear cambios significativos en los documentos de planificación urbanista. Esto incluye que los constructores escojan a consultores para el reporte de impacto ambiental de una lista de agencias pre-aprobadas por la ciudad y que los 35 planes comunitarios de la ciudad sean actualizados cada seis años.