Encarnación Salazar era el sostén de su familia; hoy está muerto

Un conductor lo arrolló en Anaheim cuando él viajaba a casa en su bicicleta tras salir de trabajar
Encarnación Salazar era el sostén de su familia; hoy está muerto
Encarnación Salazar Muñoz (centro) fue asesinado el domingo por la mañana.
Foto: Cortesía/GoFundMe

Familiares de Encarnación Salazar Muñoz, de 52 años, quien fue atropellado por un vehículo que se dio a la fuga en Anaheim, llevaron a cabo una vigilia el domingo en su honor.

Rodeada de familiares y amigos, Norma García Peralta puso una foto de su amado esposo, sobre la acera de la Calle Ball, donde falleció el hombre.

El suceso se reportó el pasado domingo, cuando Muñoz viajaba en su bicicleta hacia su casa tras salir de su trabajo alrededor de 5:30 a.m. Fue golpeado por una camioneta SUV, un Ford Expedition, en la cuadra 9500 de la Calle Ball, informó la Patrulla de Caminos de California (CHP).

Al arribar agentes, encontraron a Muñoz muerto en el lugar de los hechos.

La vigilia se llevó a cabo el domingo en Anaheim. (Foto: Captura/ABC7)

El conductor sospechoso de la SUV fue localizado poco después por la CHP e inició una persecución policial que terminó en Seal Beach. El sospechoso estrelló el vehículo en la cerca de una estación de armas de la naval. Un agente terminó abriendo fuego contra el individuo después de que él saliera del vehículo.

“[El] oficial de Seal Beach respondió. El sospechoso salió de su vehículo simulando tener una pistola y el agente descargó su arma de fuego”, dijo el sargento Michael Henderson.

El sospechoso, identificado como Jason Rocha, de 25 años, fue arrestado después del tiroteo. Ni él ni ningún policía resultaron heridos.

Al momento, la Policía de Seal Beach es el cuerpo policial encargado de la investigación

Esa misma noche, familiares de Muñoz pasaron algunas horas de la noche en el altar improvisado, repleto de flores, imagines del occiso y veladoras. Dijeron que estaban recordando al hombre de corazón cálido, a quien todos llamaban “Chon”.

“Era una persona asombrosa, una persona amable”, dijo su sobrina Jaretzi Quintana, según reportó la televisora ABC 7.

“Él nunca estaba triste, nunca, sin importar la situación, siempre estaba bien”, comentó su sobrina Cynthia Salvador.

Una cuenta de GoFundMe se ha creado para ayudar a su familia a pagar los gastos de funeral. Puede visitar la página en gofundme.com/3j27ymw