Cineasta saca película de Havana Film Festival New York tras acusaciones de censura

Tras una cadena de desafortunadas decisiones por parte de la dirección del Havana Film Festival New York, el realizador Carlos Lechuga saca del festival su esperada película Santa y Andrés.

Prohibida en Cuba, ganadora de múltiples premios en circuitos cinematográficos internacionales, polémica e intensa, desgarradoramente humana… “Santa y Andrés”, quizás la película más esperada entre las que se presentarían en la decimoctava edición del Havana Film Festival New York fue sacada de este evento por su director, según reportó en exclusiva la revista Variety, tras una serie de desencuentros y penosas situaciones que ponen en duda la naturaleza de este certamen que se realiza desde el año 2000 en nuestra ciudad con el patrocinio de numerosas instituciones incluido El Diario Nueva York.

Al comienzo de la pasada semana, el director cubano Carlos Legucha publicó en su cuenta de Facebook que “en una nebulosa extraña me he enterado que autoridades cubanas han tratado de sacar mi filme del festival. En este momento ha sido retirado de la competencia oficial, volviendo a ser excluido por su carga política”, según reportó El Nuevo Herald.

En comunicación telefónica con ese mismo diario, Carole Rosenberg, directora ejecutiva del Havana Film Festival de Nueva York, negó que la eliminación del filme de la competencia oficial respondiera a presiones de La Habana, explicando que decidió retirarla “debido a los tonos políticos de lo que se ha publicado en internet”. Lo que parece indicar que esta decisión no responde a valores estéticos ni cinematográficos, sino que aparentemente dependió exclusivamente de la intención de los organizadores de no disgustar al régimen de La Habana.

“No sé cómo explicártelo pero nuestra misión es construir puentes y siempre nos hemos mantenido fuera de los asuntos políticos de ambos países. No nos metemos en chismes políticos, no es como operamos. Y de pronto surge todo esto. Simplemente, sentí que no quería ser parte de esto”, explicó Rosenmber a la periodista Nora Gámez Torres del diario floridano.

Después de esta situación, la película fue programada para exhibirse en una presentación especial fuera de la competencia oficial de este ecertamen que comienza el próximo día 30 de marzo, y se extiende hasta el 7 de abril. Sin embargo, esta solución no le pareció justa al equipo de “Santa y Andrés”, que se enteraron de los cambios revisando la web del festival.

“Cuando acordamos conceder el estreno de “Santa & Andres” en Nueva York al HFFNY, lo hicimos basándonos en términos de participación específicos que fueron negociados entre ambas partes”, dijo Lechuga en un comunicado. “Esos términos no pueden ser modificados unilateralmente. Después de ser confirmado en más de 30 eventos cinematográficos en todo el mundo, la decisión de proyectar nuestra película en un festival que no nos considera dignos de la lista de títulos seleccionados en su pizarra principal de la competencia es totalmente nuestra”, declaró en una declaración firmada por él, su coproductora Claudia Calvino y sus agentes de ventas Alfredo Calvino y Patricia Martín de Habanero Film Sales, según reportó Variety.

Fotograma de una escena de la película

La película, una coproducción franco-cubano-colombiana filmada de manera independiente con financiamiento del programa intergubernamental IBERMEDIA, se estrenó en el festival de Toronto, y se exhibió recientemente en el Festival de Cine de Miami, pero fue prohibida en el 38vo Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano de la La Habana, luego de que el oficialista Instituto Cubano del Arte y la Industria Cinematográficos (ICAIC), organizador de dicho evento, le retirara su apoyo.

Recientemente se alzó con el Premio al Mejor Largometraje Iberoamericano de Ficción, Mejor GuiónMejor Actriz para Lola AmoresPremio Especial del Jurado, en el 32 Festival Internacional de Cine de Guadalajara, que terminó el 17 de marzo.

“Santa y Andrés” cuenta la historia de un escritor censurado (Eduardo Martínez), que vive recluido en una población rural del interior de Cuba durante lo que se conoce como el quinquenio gris, pero que realmente abarcó casi una década de parametraje cultural, al que le ordenan una especie de prisión domiciliar (en Cuba todo es vago, ambiguo, buñuelesco) durante los días en los que trascurre un festival literario. La encargada de vigilarlo es Santa (Lola Amores), una vecina revolucionaria. El hilo narrativo irá propiciando una identificacion de contrarios aparentemente irreconciliables, una vez que la ideología cede espacio frente al inmenso drama humano compartido. Una película necesaria, ahora más que nunca, tanto en Cuba como en Nueva York.

Su director Carlos Lechuga, cuya cinta anterior “Melaza” tampoco ha sido exhibida en Cuba, estaba invitado al panel Cuban Cinema Today, sobre los cambios que tienen lugar en Cuba, y que se desarrollará el martes 4 de Abril a las 7:00 pm en la New York Film Academy, sala de proyección 521,  junto al actor cubano Jorge Perugorría y los directores Enrique (Kiki) Álvarez, Lester Hamlet, Iván Giroud, Patricia Ramos y Jonal Cosculluela, según el programa inicial del evento.

¡El HFFNY sale a la calle!

Este año el festival expande su impacto y alcance en la Gran Manzana. Según su directora artística Diana Vargas, “nuestras proyecciones principales se llevarán a cabo en algunos de los lugares más importantes de Nueva York. Nuestro programa está basado en brindar historias notables por su honestidad, contadas con la urgencia de dejar una huella emocional en la audiencia”.

El HFFNY secionará en varias sedes de Manhattan: en el DGA Theater (30 de Marzo y 7 de Abril), SVA Theatre (31 de Marzo – 2 de Abril), The Clemente (3, 5 y 6 de Abril), New York Film Academy (3-4 de Abril) y AMC Loews de la calle 34 (5 y 6 de Abril). Además de incluir actividades colaterales en el Museum of Moving Image (de 31 de Marzo al 1 de Abril) de Queens y en el Hostos Center for the Arts & Culture (24 de Marzo) del Bronx.