Campaña promueve días libres por licencia familiar con goce de sueldo

Estados Unidos es el único que carece de una política federal que exija licencia por maternidad con goce de sueldo para sus empleadas
Sigue a La Opinión en Facebook
Campaña promueve días libres por licencia familiar con goce de sueldo
Madres trabajadoras presionan para que empresas como Starbucks extiendan la licencia familiar con goce de sueldo a todos los empleados

WASHINGTON.- En EEUU, tomar un solo día de licencia familiar con goce de sueldo es un lujo apartado para las “élites”, por lo que trabajadores de gigantes como Starbucks, Amazon y Walmart promueven este miércoles una campaña para que el sector privado, como en cualquier otro país industrializado, ofrezca ese beneficio a todos sus empleados.

El grupo “PL + US” (“Paid Leave in the US”) tiene la misión única de lograr que todos los trabajadores en Estados Unidos, sin importar su rango o puesto, tengan derecho a días de “licencia familiar”, o tiempo libre para atender situaciones familiares, sin perder sueldo.

La nueva campaña incluye un informe que destaca que la falta de acceso para licencia familiar con goce de sueldo tiene un enorme impacto negativo no sólo en el bolsillo sino también en la salud de la familia entera. También promueve una petición para que empresas como Walmart ofrezcan este beneficio “pro-familia”.

Estados Unidos es el único de los 35 países de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE), que aglutina a los países más industrializados del mundo, que carece de una política federal que exija licencia por maternidad con goce de sueldo para sus empleadas.

Además, la mayoría de las principales empresas estadounidenses tiene políticas de licencia laboral que excluyen a los hombres, a padres adoptivos, y empleados con bajos salarios.

Una ley promulgada en 1992, durante la Administración Clinton, permite que los trabajadores tomen hasta doce semanas de licencia familiar, pero sin sueldo.  El presidente Donald Trump dijo recientemente que apoya ese beneficio para las mujeres, pero en el Congreso, bajo control republicano, no hay asomo de una legislación al respecto.

Bajos salarios y pocos beneficios

En un país que se precia del avance social de las mujeres, una cuarta parte de éstas regresa al trabajo diez días después de un parto, según datos de “PL + US”.

La desigualdad laboral no se mide únicamente por diferencias salariales –que ya son abismales-, sino también por el hecho de que en EEUU quedarse en casa para disfrutar la llegada de un bebé es un lujo para millones de padres de familia.

El 94% de padres de bajos recursos no recibe licencia familiar con goce de pago, y la mitad de éstos, especialmente los que ganan menos de $30,000 al año, necesitan asistencia pública para subsistir.

Sólo el 14% de los empleados puede tomar días libres sin perder sueldo, un porcentaje que apenas mejoró tres puntos porcentuales desde 2010, y el beneficio, en general, se concentra en los sectores de finanzas, seguros, e información, y en las áreas de servicios profesionales, técnicos y científicos.

Así,  los que ganan más de $75,000 tienen el doble de posibilidades de recibir ese beneficio que los que ganan menos de $30,000, según “PL + US”.

De entre los trabajadores con bajos salarios, sólo el 6% tiene acceso a ese beneficio, que varía de una a otra empresa, incluso entre las que sí lo ofrecen, como Walmart, Starbucks, KFC, Taco Bell, Pizza Hut, y otras.

En muchas de estas empresas – las 22 que sí revelaron sus políticas para el informe- la práctica común es destinar ese beneficio a los trabajadores corporativos, excluyendo a los que trabajan por bajos sueldos, por hora, o a medio tiempo.

Walmart, por ejemplo, es el mayor empleador privado de mujeres en EEUU, y ofrece doce semanas libre con goce sueldo a las madres en puestos corporativos. El resto de los 1,2 millones de trabajadores en esa cadena de almacenes son elegibles para entre 6 y 8 semanas con sueldo parcial, pero sólo si son las madres parturientas y trabajan a tiempo completo.

Un beneficio que ayuda a todos

La campaña busca despertar conciencia sobre la situación y obligar a las empresas a corregirla, porque, como afirma Jasmine Dixon en este video, ninguna madre debe tener que escoger entre su trabajo y su recién nacido.

En Seattle (Washington), madres trabajadoras de Starbucks entregaron recientemente una petición con 80,000 firmas para que todos los empleados tengan licencia familiar con pago porque, en la actualidad, sólo el 3% de sus empleados tienen ese beneficio. Los ejecutivos tienen doce semanas pagadas pero quienes preparan el café y atienden a los clientes no reciben ni un solo día.

Madres trabajadoras entregaron a Starbucks una petición con 80,000 firmas a favor de licencia familiar con goce de sueldo.

Al igual que otros en el pasado, el informe destacó que ofrecer este beneficio tiene un “efecto multiplicador” para las empresas,  supera con creces el costo laboral y puede incluso dar ventajas a esas compañías.

Aparte de que los trabajadores tienen más tiempo para cuidar de un recién nacido o atender alguna emergencia de salud, el ofrecer diez semanas de licencia familiar podría reducir la tasa de mortalidad infantil en hasta un 10%, según un estudio de 2011 citado en el informe.

En California, las madres que tenían ese beneficio aumentaron de cinco a once semanas el amamantamiento de sus bebés.

Las empresas, a su vez,  se benefician con una mejor tasa de retención de empleados; la contratación de personas más calificadas; el fomento de políticas de inclusión e igualdad laboral;  y mejoras en la moral y la productividad de los empleados.

También atraen buena prensa y publicidad para su marca, como ha sido el caso de Ikea, Levi´s, Nordstrom, Bank of America, Chase, Wells Fargo y JPMorgan Chase, que ampliaron el beneficio más allá de la cúpula corporativa.