“Lo que los mexicanos no hagan por ellos, nadie lo va a hacer”, académico mexicano

Participantes hablan de lo bueno, lo malo y lo feo de las políticas del presidente Trump para los inmigrantes

¡Mantente al día con las noticias de interés de los Hispanos!

Sigue a La Opinión en Facebook

“Lo que los mexicanos no hagan por ellos, nadie lo va a hacer”, académico mexicano
Uno de los consejos de la reunión de ayer fue que lo mejor era organizarse para poder resitir los ataques de la nueva Administración. / foto: aurelia ventura.

La guerra contra los mexicanos no empezó con Trump ni se va a acabar con Trump por eso “más importante que la ciudadanía es la organización política”, dijo hoy Carlos Heredia, profesor del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), durante el coloquio Diálogo por la Dignidad de los Migrantes.

El llamado a la organización de los migrantes para su defensa ante los ataques del gobierno del presidente Donald Trump, fue el punto en el que coincidieron gran parte de los participantes al segundo diálogo organizado por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) en Los Ángeles, un encuentro binacional simultáneo México-Los Ángeles.

“Es indispensable que se hagan ciudadanos [los que puedan hacerlo] pero más importante es la organización política. Eso no quiere decir que tienen que participar en un partido político”, señaló Heredia en videoconferencia.

Linda López, la jefa de la oficina para los inmigrantes del alcalde de Los Ángeles, Eric Garcetti y el abogado Peter A. Schey participaron en el panel Funcionarios Públicos Binacionales Los Ángeles/Ciudad de México dentro del coloquio "Diálogo por la Dignidad de los Inmmigrantes". (Araceli Martínez/La Opinión).
Linda López, la jefa de la oficina para los inmigrantes del alcalde de Los Ángeles, Eric Garcetti y el abogado Peter A. Schey participaron en el panel Funcionarios Públicos Binacionales Los Ángeles/Ciudad de México dentro del coloquio “Diálogo por la Dignidad de los Inmmigrantes”. (Araceli Martínez/La Opinión).

Desde la ciudad de México, el académico subrayó que lo que “los mexicanos no hagan por ellos mismos a través de organizaciones propias no lo van a hacer los demócratas, ni Hillary Clinton, ni los republicanos”.

Y fue más allá al decir que a Trump le sale barato insultar a los mexicanos. “¿Por qué no insulta a los afroamericanos? Porque la capacidad de respuesta de ellos es mayor que la de nosotros”, destacó.

Y ante la respuesta del gobierno mexicano tras los ataques de Trump dijo: “Veo todavía cobardía”.

El estudiante beneficiado con DACA, Francisco J.López dijo que las políticas antiinmigrantes de Trump ha activado a sectores de la población que antes no participaban. (Araceli Martínez/La Opinión).
El estudiante beneficiado con DACA, Francisco J.López dijo que las políticas antiinmigrantes de Trump ha activado a sectores de la población que antes no participaban. (Araceli Martínez/La Opinión).

Los fuertes señalamientos de Heredia fueron dados dentro del coloquio- “Diálogo por la Dignidad de los Migrantes” organizado por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y Los Ángeles.

“Es urgente sembrar y fortalecer lazos para echar abajo todo tipo de barreras y enfrentar xenofobias”, dijo Angélica Cuellar, directora de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales (UNAM) al inaugurar el evento en el cual se discutieron diferentes aspectos de la migración en varios paneles. “Es tiempo de cerrar filas en defensa de los migrantes”, clamó.

La ciudadanía, una prioridad

Jorge Madrazo director del Programa de Apoyo a los Mexicanos en el Extranjero de la UNAM habló de la urgencia de hacer que los 2,625 millones de mexicanos que viven en Estados Unidos y califican para hacerse ciudadanos estadounidenses, soliciten ese derecho. “Tenemos que buscar el mejor acercamiento para lograr que se hagan ciudadanos”, expreso.

Y agregó que quienes no tengan los recursos para pagar los 725 dólares que cuesta la ciudadanía deben tratar la manera de ser exentados del pago que el gobierno hace a quienes son de muy bajo ingresos; y para quienes viven ajustados con su presupuesto, les pidió buscar uniones de crédito que les puedan dar un préstamo que puedan luego pagar en mensualidades.

Angélica Salas, directora de la Coalición por los Derechos de los Inmigrantes (Chirla) dice que cada año hacen contacto con 50,000 inmigrantes con el propósito de organizarlos. (Araceli Martínez/La Opinión).
Angélica Salas, directora de la Coalición por los Derechos de los Inmigrantes (Chirla) dice que cada año hacen contacto con 50,000 inmigrantes con el propósito de organizarlos. (Araceli Martínez/La Opinión).

Sin organización no hay políticas

Angélica Salas, líder de la Coalición por los Derechos Humanos de los Inmigrantes (Chirla) coincidió en que ninguna política pública está completa sino incluye la organización de los inmigrantes para rechazar las políticas de deportaciones.

Mencionó que las prioridades de Chirla son lograr que en California se apruebe como ley, el Acta de Valores para evitar que las policías locales colaboren como agentes de migración como quiere Trump así como una reforma migratoria justa.

“Pero también vamos a lanzar una campaña nacional para que en el presupuesto regular no se incluya más dinero para los arrestos y deportaciones de inmigrantes”, destacó.

Académicos, líderes comunitarios y políticos de Los Ángeles y México participaron en el segundo coloquio organizado por la (UNAM). / foto: Araceli Martínez-Ortega

Muchas propuestas

Hubo muchos análisis y propuestas en el tema migratorio durante el día de diálogo por la Dignidad de los Inmigrantes.

“Hay que unirnos a los esfuerzos de resistencia para que los derechos de los inmigrantes sean parte de las agendas de otros grupos”, dijo Tessie Borden consultora de migración.

Una de las voces más tronantes y críticas fue la del profesor Miguel Tinker Salas del Colegio Pomona de Claremont quien dijo que la guerra contra los indocumentados comenzó con Obama. “Lo que hizo Trump fue quitarle los candados a esas deportaciones para incluir casi a todos los inmigrantes”, señaló.

Y llamó a reforzar el compromiso sobre la educación al voto porque dijo que de nada sirve la ciudadanía, si la gente no sale a votar. “En la pasada elección más de 15 millones de latinos que pudiendo votar, no salieron a las urnas”, criticó.

Urgió a no dejar que el tema de la migración quede fuera de la negociación del Tratado de Libre Comercio. “Ese fue el pecado original cuando se negoció antes de iniciar. Y ahí tenemos que culpar por igual a demócratas y republicanos“, sentenció.

Francisco J. López, estudiante beneficiado con DACA se lamentó de que ya no haya líderes en la comunidad latina de la talla de César Chávez, o que no se tenga un Martin Luther King que revigorice la lucha y anime a los milenios (jóvenes de 18 a 35 años) como él.

En tanto, el profesor de la UNAM Roberto Herrera Carassou subrayó también la necesidad de pasar de los ataques a la organización de la defensa, empezando por consultar a las bases. “Propongo hacer un gran congreso con la participación de clubes y organizaciones que representen a los migrantes para establecer una línea de trabajo que incluya a los que no tienen voz”, destacó.

Te recomendamos