Después de seis años de misterio, arrestan a presunto asesino de dos mujeres en Los Ángeles

Haber escupido en la calle llevó a su arresto
Después de seis años de misterio, arrestan a presunto asesino de dos mujeres en Los Ángeles
Sollozante y completamente devastado, Ricardo Durán, padre de Bree'Anna, en una junta de prensa al lado del alcalde Eric Garcetti y el jefe del LAPD, Charlie Beck
Foto: Aurelia Ventura / La Opinión

Sin poder contener las lágrimas frente a los medios de comunicación, Ricardo Durán agradeció a las autoridades por haber encontrado al hombre que presuntamente asesinó a su hija hace seis años.

Geovanni Borjas, de 32 años, fue arrestado el jueves 25 de mayo en su casa de Torrance, y el martes por la mañana fue acusado por la muerte de Bree’Anna Guzmán de 22 años—hija de Durán—y Michelle Lozano de 17 años.

“Este hombre hizo daño a dos familias y no sabemos a cuántas más”, dijo Durán en una conferencia de prensa en las oficinas del Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD).

Geovanni Borjas es acusado por la muerte de Michelle Lozano y Bree’Anna Guzmán. (Foto: Aurelia Ventura/ La Opinión)

Ambos asesinatos fueron categorizados como “horrendos” por el jefe del LAPD, Charlie Beck. Él enfatizó que lo más trágico fue que los asesinatos ocurrieron en fechas memorables.

“En Navidad Guzmán había salido de su humilde apartamento en Lincoln Heights para comprar en la farmacia local . . . nunca fue vista con vida otra vez”, dijo Beck.

Guzmán fue reportada desaparecida el 25 de diciembre de 2011. Un mes después, su cuerpo fue encontrado parcialmente vestido cerca de la autopista Glendale (2), en el área de Lincoln Heights.

“Ella fue asesinada y atacada sexualmente”, dijo Beck.

Bree’Anna Guzman tenía 22 años al momento de su muerte. (Foto: Aurelia Ventura/ La Opinión)

Unos meses atrás ese mismo año, en el día de Pascua, Lozano había salido de su hogar en la Calle Griffin en Lincoln Heights y jamás regresó. El 25 de abril del 2011 alrededor de las 11:40 de la noche su cuerpo fue encontrado por una persona que caminaba a lo largo de la autopista 5 cerca del Bulevar Cesar Chávez.

“Michelle [Lozano] fue asesinada, atacada sexualmente y [su cuerpo] tirado en la calle”, dijo Beck.

Michelle Lozano tenía 17 años al momento de su muerte. (Foto: Aurelia Ventura/ La Opinión)

“Estos trágicos accidentes nos recuerdan que los crímenes son mucho más que un número o una estadística. Cada uno tiene una cara, familia y amigos, tiene una comunidad y una ciudad”, dijo el alcalde Eric Garcetti, aplaudiendo el trabajo incansable que realizó la policía de Los Ángeles para encontrar al asesino que caminaba libre por las calles.

Su ADN lo delató

Pese a que ambos crímenes ocurrieron en el 2011, los detectives no podían encontrar más pistas aparte de verificar que el ADN del asesino estaba en los cuerpos de Lozano y Guzmán, aunque no estaba identificado en el sistema de ADN del estado, ni en el federal.

“Siguiendo ciertos pasos y protocolos que son necesarios para pedir este tipo de búsqueda, los detectives obtuvieron el permiso para colectar un ADN familiar”, dijo Liliana Preciado, vocera del LAPD.

Después de una búsqueda, los detectives pudieron identificar a una persona cuyo ADN coincidía con el padre del sospechoso.

Eva Ramos, madre de Michelle Lozano, llora durante la conferencia de prensa en Los Ángeles. (Foto: Aurelia Ventura/ La Opinión)

“Ya que encontraron al padre, que había sido arrestado anteriormente por algo no muy grave, se dieron cuenta que estaba relacionado con el sospechoso”, dijo Preciado.

Después de seguir investigando encontraron a Borjas, quien se convirtió en sospechoso principal.

“Cuando caminaba por una acera, él escupió y de ahí se recuperó su saliva y se pudo dar el ADN para que fuera investigado, y es como se dieron cuenta que esta persona era el culpable de los hechos”, añadió Preciado.

Borjas está acusado de dos cargos de asesinato y abuso sexual y uno de rapto de una menor.

Él se declaró inocente y esta pautado para regresar a corte el 22 de junio, cuando se fije una fecha para una audiencia que determinará si hay evidencia suficiente para juzgarlo. De ser encontrado culpable, Borjas podría enfrentar la pena de muerte o cadena perpetua en prisión estatal.

Borja esta en la cárcel sin derecho a fianza.

Alrededor de la web