Reacciones ante la prohibición de entrada al país de ciertos inmigrantes al país

Sigue a La Opinión en Facebook
Reacciones ante  la prohibición de entrada al país de ciertos inmigrantes al país
Varios movimientos en EEUU y LA se oponen a la medida. /Getty

Las reacciones no se han hecho esperar en el sur de California después que el Tribunal Supremo reanudara temporalmente la orden del presidente Trump que prohíbe la entrada a ciertos inmigrantes a Estados Unidos.

La Coalición de Derechos Humanos para los Inmigrantes de Los Ángeles (CHIRLA) se opone a la decisión del Supremo llamando la medida inconstitucional, cruel y discriminatoria.

De acuerdo a la aprobación de los nueve magistrados, la orden prohíbe la entrada temporalmente a visitantes de Irán, Libia, Siria, Somalia, Sudán y Yemen que no tengan ningún vinculo con EEUU. Los refugiados de todo el mundo quedan excluidos por 120 días en lo que se arregla el sistema de visas—entre otras medias incluidas.

“Para miles de inmigrantes y refugiados que buscan consuelo en EEUU un retraso de tan sólo 24 horas puede significar la diferencia entre la vida y la muerte”, dijo Angélica Salas, directora ejecutiva de CHIRLA.

“La decisión de [lunes] del Tribunal Supremo envía una señal a los musulmanes y a los refugiados que huyen de condiciones duras y violentas en sus países de origen que su apuro y sufrimiento importa muy poco”, añadió Salas.

La supervisora del condado de Los Ángeles, Hilda Solís dijo que la prohibición es un ataque inconstitucional y no estadounidense a la fundación de libertad religiosa “de nuestro país y nuestros valores de dar la bienvenida a aquellos que buscan un refugio seguro de su país de origen”.

“Como nación, creo que nuestra diversidad es nuestra mayor fortaleza y no se debe permitir que los prejuicios cierren las puertas del progreso”, dijo la supervisora. “Aunque estoy decepcionada de que la Corte Suprema permitiera que algunas partes de la prohibición musulmana de Trump entraran en vigor hasta que se escuchen los argumentos orales a finales de este año, creo que la Corte de Apelaciones del noveno circuito fue correcta cuando encontró que la orden ejecutiva de Trump estaba enraizada en el ánimo religioso y tenía la intención de impedir que los musulmanes entraran a este país”, añadió Solís.

Una buena noticia para un musulmán

Pese a que la noticia de prohibición no es muy alentadora en este momento, la Unión Americana de Libertades Civiles del Sur de California (ACLU SoCal) dio una pequeña luz de esperanza al anunciar acuerdo con Estados Unidos en un caso.

Ali Vayeghan, un inmigrante iraní, a quien se le negó la entrada a Estados Unidos en el aeropuerto LAX en enero cuando se implementó la primera prohibición ha ganado su caso.

Un tribunal federal pidió que Vayeghan se le permitiera regresar al país. Y así lo hizo el 2 de febrero cuando fue recibido en LAX por el alcalde de Los Ángeles Eric Garcetti, entre otros dignatarios, y su familia. Desde entonces se le ha concedido una residencia permanente legal sobre la base de su visa previamente expedida.

“El acuerdo de hoy reivindica los derechos del Sr. Vayeghan y asegura que no se verá afectado por el intento discriminatorio de la administración de limitar la inmigración para los musulmanes”, dijo Peter Binger, abogado y director de prácticas policiales de la ACLU SoCal.

“Esperamos que el Tribunal Supremo anule esta acción discriminatoria que afectó a tantos otros”.