¿Cómo proteger a tu mascota del calor y de otros riesgos del verano?

Algunos consejos útiles para que tu mascota no sufra este verano
¿Cómo proteger a tu mascota del calor y de otros riesgos del verano?
Mascota siendo bañada.
Foto: Consumer Reports

A todos nos encanta pasar los largos y soleados días de verano al aire libre acompañados de nuestros peludos compañeros, pero someterlos durante demasiado tiempo a un clima excesivamente cálido puede ponerles en riesgo. Para evitar cualquier peligro durante este verano, la Sociedad Americana para la Prevención de la Crueldad a los Animales (ASPCA, por sus siglas en inglés) recomiendo seguir estos consejos:

  • Los animales pueden deshidratarse rápidamente cuando el aire es cálido y húmedo, así que deben beber abundante agua fresca y limpia.
  • Conozca e identifique los síntomas de calor excesivo: jadeo, dificultad para respirar, aumento de la frecuencia cardíaca y respiratoria, babeo, debilidad, etc. Pueden llegar a producirse convulsiones, diarrea sanguinolenta y vómito, junto con una temperatura corporal elevada.
  • Visite al veterinario para un chequeo en el que la mascota sea sometida a la prueba de la dirofilariasis canina o enfermedad del gusano del corazón, la cual se transmite a través de las picaduras de mosquito.

    Mascota en el veterinario (Shutterstock).
  • Los animales con caras planas, como los Pugs y los gatos persas, son más susceptibles a los golpes de calor ya que no pueden jadear con tanta eficacia. Estas mascotas, junto con los animales ancianos, con sobrepeso y con enfermedades cardíacas, deben mantenerse en lugares frescos.
  • Asegúrese de que tienen un lugar sombreado al aire libre, y manténgalos en el interior cuando haga demasiado calor.
  • Nunca deje a sus animales solos en un vehículo cerrado, puede que no sobreviva, y además, este acto es ilegal en varios estados.

    perro auto
    Perro en un coche (Shutterstock).
  • Evite que beba agua de los lugares que use para refrescarse como piscinas, pues el agua puede contener cloro y otros productos químicos.
  • Siéntase libre de recortar el pelo a su perro, pero nunca llegue a afeitarle: las capas de pelo le aislan del calor y le protegen frente a posibles quemaduras solares.
  • Los alimentos y bebidas presentes en las barbacoas no son los adecuados para las mascotas. Cualquier cambio de dieta puede provocarles graves dolencias digestivas.
Las uvas son tóxicas para los perros (Shutterstock).
  • Cuando la temperatura es muy alta no deje que su perro permanezca demasiado tiempo en el asfalto caliente, pues las almohadillas de sus patas son muy sensibles.
  • Cepille a su gato con más frecuencia de la habitual, y aseguresé de que cualquier protector solar o repelente de insectos está etiquetado específicamente para su uso en animales.
  • Evite el uso de fuegos artificiales cerca de los animales, pueden causarles molestias, quemaduras y traumatismos graves.