Aún no debuta en Francia, pero Neymar se fue de parranda y espera a Beyonce

El brasileño extendió sus vacaciones en Saint Tropez a la espera de comenzar a entrenar

El brasileño Neymar, fichaje estrella del París Saint-Germain (PSG), escogió las playas de Saint Tropez para relajarse antes de ponerse a punto con su nuevo club, en el que, según indicó el diario “Le Parisien”.   

El jugador llegó el domingo a esa exclusiva localidad de la Costa Azul francesa, donde desde entonces los medios han filtrado sus habituales escapadas en yate y salidas nocturnas, acompañado de 13 amigos.

Sus vacaciones podrían coronarse con un encuentro con Beyoncé, a la que se espera que llegue a la zona. Según el periódico, casualmente la cantante asistió en septiembre de 2014 a su primer partido en el Parque de los Príncipes, cuando todavía vestía la camiseta blaugrana.

El PSG aún no ha recibido el Certificado Internacional de Tránsfer (CIT), documento que permitirá la homologación de su contrato y que el futbolista pueda debutar con el equipo al que llegó después de que los parisinos pagaran al Barcelona su cláusula de rescisión de 222 millones de euros.

De no estar listo antes, el viernes 18 a medianoche se cumple el plazo de 15 días estipulado para la recepción de ese papel, tras lo cual se le entregaría uno provisional que le dejaría estrenarse contra el Toulouse dos días después.

“L’Équipe” añade que el jugador ya se ha ganado a sus compañeros en el vestuario, por su talento en primer lugar, pero también por su cercanía, su buen humor y su carácter festivo.