Inauguran clínica de ayuda legal en universidad de Northridge

Proveerá asistencia legal gratuita a estudiantes indocumentados
Inauguran clínica de ayuda legal en universidad de Northridge
Adam Kevorkian, habla con las estudiantes de CSUN, Raquel Cetz y Jasmin Retumbghu, ambas de 21 años, en la nueva clínica legal gratuita en CSUN.
Foto: Aurelia Ventura / La Opinión

Para Daniel Martínez, estudiante de la Universidad Estatal de California, Northridge (CSUN), la posibilidad de tener una oficina de asistencia legal en el campus es beneficial para muchos estudiantes indocumentados como él.

CSUN y la Southwestern Law School inauguraron el miércoles un proyecto piloto de un año para proporcionar a los estudiantes de ese plantel —ciudadanos y no ciudadanos—asistencia gratuita en asuntos legales.

Bajo la supervisión de la abogada Julia Vázquez, quien es profesora de la Southwestern Law School, estudiantes de derechos ayudarán a los alumnos de CSUN en una variedad de servicios legales basados en la inmigración, incluyendo el ajuste de estatus, estatus juvenil especial de inmigrante y solicitudes de naturalización, entre otros.

“Creo que esto va a crear un tráfico más alto de estudiantes, no solo latinos pero también de otras etnias que les afecta el tema de inmigración”, dijo Martínez. “Yo si buscaría ayuda y recomendaría a los estudiantes para que se informen”.

Martínez enfatizó que el hecho de que una institución universitaria provea recursos a estudiantes indocumentados los hace sentirse más seguros. Hasta ahora los estudiantes indocumentados que necesitan ayuda legal y/o recursos son enviados al centro de recursos de Dreamers de CSUN. La universidad cuenta con más de 1,200 estudiantes indocumentados.

“La clínica será útil y esto abrirá los ojos a las personas acerca de la diversidad estudiantil y que no solamente somos los latinos [los indocumentados]”, dijo Martínez.

La clínica legal se ubica dentro de la biblioteca Oviatt en CSUN. (Aurelia Ventura/La Opinion)
La clínica legal se ubica dentro de la biblioteca Oviatt en CSUN. (Foto: Aurelia Ventura/La Opinión)

Mientras que la Clínica de Apoyo Legal Estudiantil se centra en la inmigración, sus estudiantes voluntarios remitirán a los clientes a abogados o agencias de bajo costo para otros asuntos legales.

La oficina de asistencia legal esta dentro de la biblioteca Delmar T. Oviatt en el tercer piso.

Associated Students, el gobierno estudiantil de CSUN,  encabezó la colaboración con Southwestern, en parte, porque la facultad de derecho ya tiene una relación establecida con la universidad a través de un programa acelerado de varios grados a través del cual los estudiantes de CSUN pueden obtener su Licenciatura en Artes y un Juris Doctor en seis años, en lugar de los siete habituales.

La clínica se ofrece como un servicio público a los estudiantes de CSUN, pero no constituye la solicitación o la prestación de asesoramiento legal por CSUN.

“Los universitarios son estudiantes de éxito, entre todos los demás, pero muchos acuden a estudiar bajo un gran estrés, porque son indocumentados”, dijo Julia Vázquez, abogada y profesora de la Escuela de Leyes Southwestern de Los Ángeles.

Agregó que a pesar de haber crecido en EEUU desde bebés, después de haber sido traídos de manera irregular por sus padres, la mayoría “sienten la presión de las políticas migratorias federales”.

La abogada Vázquez recibirá “en condiciones de confidencialidad y privacidad” a estudiantes indocumentados u otros casos con necesidad de asistencia profesional para ajustes migratorios.

“Mientras que ‘Southwestern Law School’, universidad privada, me paga mi salario de profesora y abogada para preparar casos de alumnos de CSUN, en todo el proceso hay 9 estudiantes en pasantía que me asistirán para aprender como abogar en casos de inmigración”, explicó.

Autoridades y estudiantes inauguraron ayer la clínica legal. (Aurelia Ventura/La Opinion)
Autoridades y estudiantes inauguraron ayer la clínica legal.(Foto: Aurelia Ventura/La Opinión)

Muchos beneficiados

La idea de la clínica surgió en 2016 cuando el presidente de la Asociación de Estudiantes de CSUN, Sevag Alexanian, y su vicepresidenta, la mexicana Kenya López, revisaron respuestas de una encuesta sobre necesidades de los universitarios.

“Nos sorprendimos (al ver) que la mayoría indicó que en CSUN hay gran necesidad de apoyo legal para casos de inmigración, que incluye indocumentados”, dijo López, estudiante de licenciatura en Justicia Criminal y quien buscará becas hasta graduarse como abogada.

“Probablemente los estudiantes con ciudadanía, pero con familiares indocumentados, se solidarizaron con sus compañeros que saben que necesitan apoyo gratuito de abogados, por eso junto a Sevag pensamos en una clínica de asistencia legal”, recordó.

“Las autoridades de CSUN nos dieron todo su apoyo y por una relación académica con la ‘Southwestern Law School’ acordaron que la abogada y profesora Julia Vázquez estuviera a cargo de la Clínica legal”, detalló.

López indicó que en el campus de CSUN no solamente hay preocupación entre los soñadores por las políticas antiinmigrantes del presidente Donald Trump, sino también hay incertidumbre “de qué va a pasar con ellos”.

Vázquez mencionó que la Universidad de California en Davis (UC Davis) inició en 2014 un programa de apoyo legal a sus estudiantes, proyecto que se replicó en varias centros de estudio de la red UC en California.

“En el sistema UC pagaron abogados para representar a estudiantes, pero en CSUN, de la red ‘Calstate’, presentaremos cada caso para abogar por los alumnos, y los estudiantes en pasantía aprenderán en el proceso”, concluyó.

Con información de EFE


NOTAS RELACIONADAS