El presidente del Senado de California y el Gobernador Brown Llegan a un acuerdo sobre la SB 54

El Acta de Valores de California convertirá a todo la región en "estado santuario"
El presidente del Senado de California y el Gobernador Brown Llegan a un acuerdo sobre la SB 54
Kevin de León ha propuesto la medida SB 54 para desviar un plan de la Administración Trump, que pretende enlistar a la policía estatal y local como agentes de inmigración.
Foto: Francisco Castro / La Opinión

El presidente del Senado estatal, Kevin de León anunció que llegó a un acuerdo con el gobernador Jerry Brown sobre nuevas enmiedas para SB 54, el Acta de Valores de California que convertiría a California en un “estado santuario”.

Los cambios despejan el camino para una crucial votación en la Asamblea esta semana y la eventual firma del gobernador en la medida que ha sido criticada por el Sheriff del condado de Los Ángeles y Orange por considerar que pondría en riesgo la seguridad pública.

“California protegerá a nuestras comunidades de la agenda radical y odiosa de la política pública de inmigración de la Administración Trump”, indicó De León (D-Los Ángeles), impulsor de la medida.

“La SB 54  asegurará  que la policía estatal y local no se desvíen de las funciones que nos mantienen a salvo,  para hacer cumplir las leyes federales de inmigración. Con las protecciones proporcionadas por la SB 54, los residentes indocumentados podrán denunciar crímenes o ayudar en procesamientos sin miedo a ser deportados”, agregó.

La base de la medida – conocida como el Acta de Valores de California – es que impide que recursos y agencias locales del orden colaboren con autoridades federales en operativos migratorios.

Las enmiendas presentadas en la medida tienen que ver con los crímenes que se incluyen en una de las partes cruciales de la propuesta – las notificaciones y transferencias de detenidos a las autoridades de Migración. Los cambios indican que agencias del orden local podrán ofrecer estas notificaciones cuando se trate de personas que hayan sido convictas de crímenes graves y violentos, incluyendo as altos, ataques y delitos sexuales.

Sin embargo, quedan exentos los crímenes que abarca la Proposición 47, que minimiza algunos delitos y permite que sean eliminados del historial delictivo.

Además, la transferencia de detenidos apllica solo a aquelos que hayan sido convictos por el crimen.

Lo que sí continua vigente en la SB 54 es que impide que agencias del orden local retengan o pongan un “hold” en detenidos para ser transferidos a la Oficina de Inmigración y Control de Aduanas (ICE).

 

La propuesta de ley SB 54 convertiría al estado de California en un “estado santuario”.

También prohíbe que las agencias del orden participen del programa 287g – actualmente vigente solamente en el condado de Orange – y que permite a agentes migratorios trabajar dentro de las cárceles del condado.

Además prohíbe que se arreste a una persona solamente en base a su estatus migratorio. También require que las agencias del orden local reporten al fiscal estatal sobre todos las transferencias de detenidos a ICE.

Otra cosa que impide es se transfiera a a ICE a detenidos con convicciones previas de “reentrada ilegal” al país, pero que no tengan un historial delictivo.

“Con la decisión del Presidente de rescindir DACA e intensificar las incursiones de ICE en nuestros vecindarios, la SB 54 se necesita ahora más que nunca.

“Junto con la SB 54, las demandas legales separadas presentadas por la Presidenta de la Universidad de California (UC) Napolitano y el Procurador General de California Becerra, desafiando la decisión del Presidente Trump de revertir DACA presentan un frente unido para proteger a aquellos que son vitales para la economía y el futuro de California.

La medida estaba estancada en la legislatura y se temía que no fuera aprobada en la Asamblea, donde está actualmente.

Para la abogada y activista Saira Hussain del Caucus Legal Asiático de San Francisco, los “santuarios” que tuvieron su origen en 1980 para recibir a quienes venían huyendo de la guerra en Centroamérica son una forma de protección para los inmigrantes.

“No obstante, la administración de Trump ha demonizado las ciudades santuario como parte de convertir a los inmigrantes en un chivo expiatorio”, aseguró en una declaración.

“Este proyecto de ley protege la seguridad pública y a todas las personas que acatan las leyes y vienen a California a trabajar arduamente y a hacer de este estado un lugar mejor,” dijo el Gobernador Brown.

Además de los cuerpos de Alguaciles, la propuesta ha encontrado oposición de parte de algunos grupos principalmente de familiares de víctimas de inmigrantes indocumentados o de grupos que están a favor del control de la inmigración.

California debe ser un santuario para los californianos”, manifestó Don Rosenberg en un aviso publicitario de 30 segundos en contra de la SB54 que está siendo transmitido en algunos medios de comunicación.

En los anuncios, financiados por Californianos para la Estabilización de la Población, Rosenberg pregunta al gobernador Brown si firmaría la medida si un hijo suyo hubiera sido asesinado por un inmigrante que entró al país ilegalmente.

Rosenberg hizo la pregunta porque en 2010 su hijo, de 25 años, murió atropellado, mientras conducía su motocicleta en San Francisco, por un conductor indocumentado y sin licencia de conducir a quien las autoridades habían permitido permanecer en el país a pesar de haberlo detenido previamente por esa razón.

Según un análisis del Instituto de Política Pública de California, en California, en 2014, residían entre 2,3 y 2,6 millones de indocumentados, constituyendo el 6% de la población del estado.

Con información de EFE