Judy Canales lanza campaña para ser la primera latina de Texas en el Congreso

Judy Canales aspira a representar el Distrito 23 de Texas en el Congreso
Judy Canales lanza campaña para ser la primera latina de Texas en el Congreso
Judy Canales quiere ser en 2018 la primera latina del distrito 23 en Texas. Foto: suministrada

WASHINGTON – Cansada de un sistema que, a su juicio, ha ignorado las necesidades de los votantes, la mexicoamericana Judy Canales lanzó este martes su campaña para convertirse en 2018 en la primera latina en representar al distrito 23 de Texas en la Cámara de Representantes.

Canales, de 55 años, quiere desbancar al legislador republicano, Will Hurd, y es también la primera latina en postularse a ese distrito, que cubre 29 condados a lo largo del suroeste de Texas, de mayoría hispana, principalmente mexicanos.

En entrevista telefónica con este diario desde su hogar en Eagle Pass, Canales explicó hoy que se lanzó al ruedo para cumplir una “meta de toda la vida”, siguiendo el ejemplo del activismo comunitario de sus padres en Uvalde, en el suroeste tejano.

“Nos han ignorado, estamos mal financiados, y el sistema nos ha restado importancia… quiero acercar el gobierno al pueblo”, dijo.

Según Canales, al recorrer los barrios en el distrito, la queja de los votantes es siempre la misma: “me dicen que sienten que (Washington) nos trata como un distrito ‘drive-by’, insignificante”.

Hurd es considerado uno de los legisladores republicanos más vulnerables de Texas en 2018,  y Canales prometió aportar a su distrito lo que, a su juicio, éste no ha hecho: conexión con el pueblo, inversión en la educación de los niños, apoyo al desarrollo de negocios y de la economía, y ayudas para los ancianos y veteranos.

“Lo primero que haré es hacer una gira para escuchar las preocupaciones y prioridades de la gente… sienten que el sistema nos ha ignorado, y queda mucho por hacer”, afirmó Canales, mezclando con soltura respuestas en inglés y español.

Judy Canales recorre los barrios latinos del distrito 23 para saber de primera mano las inquietudes de los votantes. Foto: suministrada

En ese sentido, Canales cree que el gobierno federal debe “realizar un esfuerzo concertado”, sobre todo para las comunidades rurales esparcidas en 29 condados, en un área que incluye las ciudades de San Antonio y El Paso.

“La gente me dice ´pagamos impuestos, somos contribuyentes rurales´, queremos lo mismo que el resto de los votantes”, enfatizó Canales, quien encontró pasión por la política desde sus días como becaria, en 1982, en la oficina del congresista Abraham Kazen, el primer representante del districto 23.

Canales aseguró que, tomando en cuenta la diversidad y la dinámica de las comunidades fronterizas, su plataforma política pondrá énfasis en asuntos como la educación, proyectos comunitarios, inversiones para el desarrollo económico en zonas rurales.

Texas tiene la segunda población más grande de “Dreamers”, después de California, y a Canales le preocupa el impacto de la ley estatal “SB4”, que acecha a los inmigrantes indocumentados, porque, a su juicio, la seguridad no está reñida con las buenas relaciones entre la policía y la comunidad.

“No tenemos por qué marginar a la gente, lo que tenemos que hacer es educarlos sobre sus derechos, sin perder de vista la seguridad comunitaria… ellos también pagan impuestos. Permitamos que (la policía) haga su trabajo de seguridad pública, pero no creemos un ambiente de antagonismo o de miedo” en la comunidad inmigrante, observó.

Pero Canales afrontará competencia por el escaño de Hurd de otros rivales demócratas,  el fiscal Jay Hulings, y Gina Ortiz Jones, una ex oficial de inteligencia del Ejército, de origen asiático. El excongresista Pete Gallego anunció en agosto pasado que no lucharía por recuperar su escaño.

La oficina de Hurd, elegido en 2014, dejó entrever que la oposición demócrata no le quita el sueño.

Orgullo tejano

Nacida en Uvalde de padres mexicoamericanos y descendiente de una familia con raíces en Texas desde al menos el siglo 19, Canales dijo sentir orgullo por los valores y la herencia cultural de su familia.

“Mi madre siempre me dijo desde que era niña que tenía que aprender el español… tengo que ser versátil, estamos acá propiamente en la frontera, donde vienen muchos de México a atender familia, negocios, y es necesario tener esos intercambios”, señaló.

Citó como ejemplo de la vital relación de Texas con México el que, cada marzo, las comunidades fronterizas en ambos lados celebran “una ceremonia de abrazo”.

Canales aporta a su campaña una extensa carrera de servicio público en diversos puestos, incluyendo en el Departamento de Agricultura bajo las presidencias de los demócratas Barack Obama y Bill Clinton.

En la actualidad, Canales es profesora adjunta en el “Southwest Texas Junior College”, y antes de eso fue directora ejecutiva estatal de la Agencia de Servicios Agrícolas de Texas, la primera mujer en liderar esa agencia, desde donde administró más de $7,500 millones en ayudas para familias campesinas, rancheros, jóvenes y veteranos en la frontera común en un período de tres años.

Canales tiene una maestría en Administración Pública de la Universidad de Harvard y otra en Estudios Urbanos de la Universidad Trinity en San Antonio, además de una licenciatura en periodismo de la Universidad de Texas en Austin.

Vanessa Cárdenas, del grupo “Emily´s List”, que promueve a candidatos progresistas en todo el país –ya ha respaldado a cinco candidatas latinas, para puestos estatales en Virginia, Florida, Nueva York y Nuevo México-, dijo que su organización está en contacto con la oficina de Canales pero aún no ha tomado una postura sobre su candidatura.

Sin embargo, afirmó que “el tener a más Latinas postulándose a cargos políticos son buenas noticias para la comunidad y para nuestro país. Judy es parte de la ola de mujeres que están tomando este paso importante que a largo plazo transformará la política estadounidense”.