Consejos de seguridad sobre los generadores que te van a ayudar a sobrevivir en una tormenta y tal vez hasta salvar tu vida

Los problemas con generadores resultan en 50 muertes cada año
Consejos de seguridad sobre los generadores que te van a ayudar a sobrevivir en una tormenta y tal vez hasta salvar tu vida
Un generador de energía portátil puede ser de gran utilidad durante un huracán si se sabe utilizar.
Foto: Rob Foldy / Getty Images

El huracán Irma amenazó a Florida mientras que los residentes de Houston y de la costa del Golfo trabajan para recuperarse de Harvey. Esto nos recuerda que sobrevivir a una tormenta se trata de más que simplemente aguantar lo peor del clima. También puede requerir un plan para vivir algunos días o semanas cuando las calles se cierran, hay largas filas en las gasolineras y hay una falta de luz en grandes áreas.

(Aquí hay algunas formas en que puedes ayudar a los que fueron afectados por Harvey.)

Mientras los empleados de servicios públicos trabajan para restaurar la electricidad, un generador es un equipo invaluable que puede ayudarte a que tu vida comience a sentirse normal de nuevo.

Pero ya que probablemente es raro que dependas de un generador, es fácil pasar por alto el tipo de medidas básicas de seguridad que deberían de ser de rutina con estos equipos. También es fácil preocuparse por el trabajo de limpieza que queda por delante, así que podrías estar tentado a utilizar un generador en un área de tu casa si la mayor parte de tu vivienda ha sido dañada severamente por el agua y no puede ser salvada. Esto nunca es una opción.

El mal uso de los generadores lleva a muertes por monóxido de carbono, lesiones causadas por lo que podría ser un accidente mucho mayor y quemaduras, todo lo cual sucede muy seguido durante apagones y tormentas.

“Los generadores portátiles pueden producir altos niveles de monóxido de carbono (CO), un gas mortal que no tiene ni olor ni color,” dice Ann Marie Buerkle, directora de la Comisión de Seguridad de Productos de los Consumidores (CPSC).

Hacer funcionar un generador de forma incorrecta puede matarte en tan solo cinco minutos si la concentración de monóxido de carbono es lo suficientemente alta. La CPSC estima que alrededor de 50 personas mueren al año a causa de envenenamiento por monóxido de carbono relacionado al mal uso de un generador. Queremos que estés a salvo.

Aquí están los consejos esenciales de CR sobre la seguridad de los generadores para ayudarte a sobrevivir una tormenta y los días que le sigan.

Nunca enciendas un generador en un espacio cerrado o en el interior de tu casa. La mayoría de las lesiones y muertes relacionadas con un generador involucran envenenamiento por CO de generadores que se utilizan en el interior o en espacios parcialmente cerrados. Esto incluye el sótano y el garaje, lugares que pueden capturar niveles mortales de monóxido de carbono. Siempre coloca el generador al menos a 15 pies de distancia de la casa y lejos de puertas y ventanas.

Y si estás utilizando un generador para mantener las luces encendidas mientras limpias, “utiliza un detector de monóxido de carbono de baterías al mismo tiempo”, dice Ken Boyce, principal ingeniero y gerente en UL. Una alarma de monóxido de carbono te ofrece una defensa más contra un error inocente pero potencialmente mortal.

No enciendas un generador portátil en la lluvia. La excepción es si lo cubres y ventilas. Puedes comprar carpas específicas para los modelos en línea y carpas genéricas en tiendas de mejora del hogar y ferreterías.

Antes de cargar el combustible de nuevo, apaga un generador que consuma gasolina y deja que se enfríe. La gasolina que se derrame sobre las partes calientes del motor se puede encender. Permitir que el motor se enfríe también reduce los riesgos de quemaduras mientras recargas el combustible.

Abastécete de gasolina extra y guárdala apropiadamente. Cuando pienses que necesitarás utilizar el generador por un periodo de tiempo extendido, querrás tener combustible extra a la mano. Solo asegúrate de almacenarlo exclusivamente en un contenedor aprobado por la ANSI en un lugar fresco y ventilado.

Agregar un estabilizador a la gasolina te ayudará a que dure más tiempo, pero no almacenes gasolina cerca de ninguna fuente de calor o fuego ni dentro de la casa.

Evita los peligros eléctricos. Si aún no tienes un interruptor de transferencia, puedes utilizar los enchufes del generador si sigues ciertas precauciones. Lo mejor es conectar los electrodomésticos directamente al generador. Si necesitas usar una extensión, debería ser una de alta resistencia para exteriores, con una calificación (en watts o amps) de al menos igual a la suma de las cargas de los electrodomésticos conectados. Primero revisa que toda la extensión esté intacta y que el enchufe tenga las 3 puntas, algo crítico para protegerte contra una descarga si se acumula agua dentro del equipo.

Instala un interruptor de transferencia antes de la siguiente tormenta.Esta conexión crítica te costará entre $500 y $900 dólares, con mano de obra, por un generador de 5,000 watts o más grande. Un interruptor de transferencia conecta el generador a tu panel de circuitos y te permite dar electricidad a tus electrodomésticos mientras evitas el evidente riesgo de seguridad de utilizar extensiones. La mayoría de los interruptores de transferencia también te ayudan a evitar una sobrecarga al mostrar los niveles de uso de watts.

No intentes dar retroalimentación a tu casa. Dar retroalimentación significa intentar dar electricidad a los circuitos de tu casa al conectar el generador en un enchufe de la pared. Esta práctica imprudente y peligrosa presenta riesgos de electrocución para los trabajadores de servicios y para los vecinos que obtienen su electricidad del mismo transformador. También se salta algunos de los dispositivos de protección de circuitos instalados en la casa, así que podrías acabar por freír algunos de tus electrónicos o por iniciar un fuego eléctrico.

Nota del Editor: Una versión de este artículo también apareció en la edición de octubre 2016 de la revista de Consumer Reports.