Cómo elegir un auto nuevo que consuma poco combustible

Consigue el mayor rendimiento de combustible sin importar qué tipo de auto piensas comprar
Cómo elegir un auto nuevo que consuma poco combustible
Checa aquí qué tipo de auto te conviene.
Foto: Pexels

Uno pensaría que si todos compramos vehículos con mayor rendimiento de combustible, las carreteras estarían llenas de esos carros. Sin embargo, no es así. Luego de escoger el tipo de vehículo que llena tus necesidades, reduces la elección mucho más. La forma más rápida para reducir la lista es comparar el rendimiento de combustible.

Afortunadamente, no es difícil encontrar vehículos que brindan buen rendimiento de combustible y además, la potencia y el espacio que los estadounidenses esperan. Algunos son carros híbridos, diésel, y autos eléctricos verdaderamente viables. Pero, la tecnología exótica no es la única novedad en el ahorro de combustible, ni la más importante.

Los carros convencionales que funcionan con gasolina son altamente eficaces y rinden más millas de cada galón de combustible gracias a los avances tecnológicos, mejor aerodinámica, y controles inteligentes de computadora.

Encontrarás que en casi todas las clases de vehículos, la mayoría de los modelos tienen un ahorro de combustible en general muy parecido, algunas veces de 1 o 2 millas por galón. En esos casos, las consecuencias económicas son muy leves. Sin embargo, dentro de la misma clase siempre hay casos atípicos. Una diferencia en el ahorro de combustible de 3 a 5 mpg (millas por galón) puede hacer la diferencia en los ahorros.

Una persona típica conduce alrededor de 12,000 millas cada año y paga aproximadamente $2,35 dólares por galón de gasolina regular, según precios recientes. Si los modelos que estás considerando tienen una diferencia de apenas 4 mpg, los resultados pueden ser importantes. Por ejemplo, la miniván Toyota Sienna, que en nuestras pruebas obtuvo 21 mpg en general, ahorraría alrededor de $315 dólares por año en costos de combustible solamente comparado con una Dodge Grand Caravan con 17 mpg.

Lo mismo se aplica para los vehículos sedanes de tamaño mediano. Elegir un Mazda6 de 32 mpg por encima de un Ford Fusion de 24 mpg con 4 cilindros de 1.5 litros te ahorraría aproximadamente $295 dólares al año. Disminuir un poco el tamaño del vehículo puede ahorrar mucho. Por ejemplo, conducir una Subaru Forester de 26 mpg antes que una Nissan Pathfinder de 18 mpg te ahorraría más de $480 en costos de combustible al año.

Al final, esos ahorros pueden significar el pago mensual de un préstamo o dos o una parte importante de los costos anuales del seguro.

Para ver el mundo real del ahorro de combustible de todos los vehículos evaluados por Consumer Reports, remítete a la prueba de carretera destacada en las páginas del modelo o ve nuestra lista de los mejores y los peores vehículos por ahorro de combustible.

Larga duración del híbrido

Conforme a nuestros datos de la encuesta anual de automotores, descubrimos que el Toyota Prius  híbrido posee una extraordinaria fiabilidad y costos de propiedad bajos. Pero queríamos saber si la eficacia de la batería se deterioraba a largo plazo.

Para determinar si el deterioro de la batería tenía un impacto en el ahorro del combustible, en el año 2011 probamos un Prius del año 2004 con casi 215,000 millas y comparamos los resultados con los de un Prius nuevo del año 2004 casi idéntico. Además de tener la batería original, el auto tenía el motor y la transmisión original.

¿Cuáles fueron los resultados? El ahorro de combustible total disminuyó a 42 mpg para el Prius de 215,000 millas en comparación con los 44 mpg que vimos en el año 2004. La distancia recorrida en la carretera descendió a 47.9 mpg de los 50.4 mpg en el 2004. La distancia en la ciudad descendió a 32.2 mpg en comparación con las 35.4 mpg originales del auto.

En caso de que la batería de este auto de 215,000 millas tenga que reemplazarse, costaría de $2,200 a $2,600 dólares con un distribuidor. Sin embargo, no es necesario gastar tanto dinero. En nuestras investigaciones, encontramos muchas baterías usadas con pocas millas a la venta por alrededor de $500 dólares.

La batalla de los autos diésel

Los pasajeros de autos diésel han enfrentado una lucha cuesta arriba en Estados Unidos. Al principio, se creía que los carros diésel eran ruidosos, con un motor que repiqueteaba, con una pésima aceleración y un olor hediondo a aceite. No obstante, la tecnología moderna, incluso los controles electrónicos, la carga turbo y otros avances, han hecho que los carros diésel modernos sean dinámicos y discretos.

De hecho, los carros diésel modernos son más rápidos y silenciosos que sus predecesores debido a la carga turbo, al inyector de combustible conducto común ultrapreciso y de alta presión y a un mejor sistema de escape catalizador. En nuestras pruebas recientes, muchos vehículos diésel no muestran la compensación histórica del diésel.

La segunda parte de la lucha de los vehículos diésel fue autoimpuesta por Volkswagen, la empresa que promocionó plenamente al diésel como una alternativa «limpia» al combustible y a los híbridos.

Sin los controles de emisiones avanzados, los vehículos diésel pueden emitir altos niveles de 2 contaminantes difíciles de manejar: óxido de nitrógeno (NO), que forma el esmog y contribuye a la lluvia ácida, y partículas (de hollín) que se vincularon a problemas respiratorios.

A fines de septiembre del 2015, la Agencia de Control Ambiental (EPA) y la Junta de Recursos del Aire de California anunciaron que Volkswagen había mentido sobre sus controles de emisiones de diésel.

VW admitió haber alterado el sistema de control de emisiones en aproximadamente 482,000 vehículos diésel de 2.0 litros TDI que se vendieron en Estados Unidos desde el año 2008. Estos tenían niveles de óxido de nitrógeno de 10 a 40 veces más alto que el límite federal, de acuerdo con el EPA. Y en noviembre del 2015, la EPA informó a Volkswagen acerca de violaciones con sus motores diésel V6 de 3.0 litros. Esto incluyó modelos desde el 2009 al 2016, un total de 85,000 vehículos.

Posteriormente, Volkswagen (y sus marcas Audi y Porsche) dejaron de vender vehículos diésel. Volkswagen no tiene planes de vender vehículos diésel en Estados Unidos en los próximos años. El escándalo sobre las emisiones de la empresa marcó a los vehículos diésel. Sin embargo, General Motors continuó avanzando en la venta de pequeños motores diésel de 4 cilindros en el sedán Chevrolet Cruze, el Chevrolet Colorado/GMC Canyon pickups, y Chevrolet Equinox /GMC Terrain pequeñas SUV. Y Mazda va camino a vender su versión diésel de la pequeña SUV CX-5 a fines del 2017.

Vehículos de extensión y eléctricos

Mientras que los vehículos híbridos y los diésel probaron que recorren una mayor distancia que los vehículos convencionales con un galón de combustible, los fabricantes de autos han estado trabajando en tecnologías alternativas, lo que incluye vehículos híbridos de extensión y vehículos totalmente eléctricos (EV).

A pesar de que los consumidores están más concentrados en ahorrar dinero en la gasolinera, el interés por ahorrar combustible es una parte fundamental de un problema más grande que concierne a un recurso finito y uno cuyo uso contribuye a más emisiones de gas de efecto invernadero.

Los EV permiten que los conductores se trasladen distancias moderadas sin utilizar combustible y  sin emitir gases por el tubo de escape. Pueden cargarse enchufándolos en el tomacorriente de la casa, aunque el tiempo de carga depende del vehículo y el voltaje eléctrico.

Más importante, los EV requieren cambios básicos en los hábitos de conducción y a menudo un arreglo especializado en la instalación eléctrica del hogar. Los EV tienen una distancia de conducción limitada, exceptuando los modelos Tesla y el Chevrolet Bolt, que tienen un alcance de 200 millas o más con una sola carga, y el futuro Tesla Model 3, que promete un alcance de 200 millas. Puede tomar horas que se recarguen, y cuestan más que carros convencionales similares. La esperanza de vida de la batería y el costo de reemplazo continúan sin respuesta y la estructura pública para su recargo sigue limitada.

Los pequeños EV incluyen el BMW i3, Chevrolet Bolt, Ford Focus EVHyundai IoniqKia SoulNissan LeafMercedes-Benz B-ClassMitsubishi i-MiEVSmart ForTwo, y Volkswagen eGolf.

El Chevrolet Volt y el Toyota Prius Prime, vehículos híbridos de extensión, proporcionan un puente entre los vehículos completamente eléctricos y los híbridos al ser posible que funcionen solo con electricidad, y después cambiarlos al funcionamiento híbrido de combustible y electricidad una vez que la batería se agota.

Los EV permiten que los conductores se trasladen a distancias moderadas de manera muy económica y sin producir emisiones por el tubo de escape. Los vehículos eléctricos pueden cargarse en un tomacorriente de la casa, aunque un cargador específico es una solución más rápida y eficaz. Sin embargo, los vehículos eléctricos tienen algunas limitaciones inherentes. Estas pueden desaparecer a medida que la tecnología de la batería y la infraestructura de los autos eléctricos se desarrollen, pero son muy reales hoy en día:

•  Los EV son más caros que los carros convencionales similares.

•  La distancia es limitada, por lo general menor a 100 millas por carga, y tiende a disminuir durante el clima frío.

•  Una batería de EV que recorra mayor distancia cuesta muchos miles de dólares y no está claro cuántos años durará.

•  Las baterías más grandes en un EV específico puede tardar entre 4.5 y 9 horas para recargarse con un circuito de 240 voltios y al menos 16 horas en un circuito de 120 voltios. Cargar completamente un Tesla Modelo S o  Modelo X de 90 kWh con corriente doméstica de 120 voltios puede tardar 2 días.

•  Incluso los EV con baterías más pequeñas pueden tardar muchas horas en recargarse completamente.

•  La instalación de un cargador de uso industrial de 240 voltios en casa puede costar un par de miles de dólares.

•  Es limitado el número y la ubicación de estaciones públicas de carga.

El término «vehículo de distancia extendida» fue acuñado por General Motors para clasificar a Volt, el carro eléctrico pionero. Cuando la batería central de conducción se agota, el motor de combustible actúa como un generador de electricidad. En el modo eléctrico, el modelo Volt puede alcanzar una distancia de 35 millas. Cuando se enciende el motor a combustible, la distancia se extiende a 300 millas aproximadamente.

GM dice que la distancia eléctrica del Volt debería ser suficiente para más del 75% de aquellos estadounidenses que viajan diariamente al trabajo para ir y volver sin utilizar combustible.

El i3 BMW i3 está disponible completamente eléctrico y de extensión de distancia similar al Volt de Chevrolet. Los híbridos de extensión que se encuentran disponibles en ChryslerFordHondaHyundai/KiaToyota, y la mayoría de las marcas europeas pueden funcionar solamente con la batería por 12 a 23 millas antes de volver al funcionamiento híbrido estándar. En algunos casos, como el Prius Prime, el motor a combustible puede aparecer cuando pisas el acelerador o para alcanzar la velocidad en la carretera.

La distancia eléctrica de manejo relativamente corta de los vehículos híbridos de extensión de hoy en día puede ser un poco decepcionante, en especial si consideramos el costo adicional para adquirir uno. Sin embargo el costo de energía para los vehículos eléctricos es muy bajo, supongamos 3 o 4 centavos por milla. El funcionamiento a combustible puede costar alrededor de 12 centavos por milla. En caso de que conduzcas, digamos, 15 millas con la batería y otras 15 millas con el combustible, el costo de esas 30 millas se reduce a más de un tercio en comparación con realizar todo el recorrido con gasolina.

¿Por qué los híbridos de extensión no alcanzan mayor distancia? Principalmente porque una distancia mayor significa una batería más grande, lo que es costoso y voluminoso. Incluso como está, encontrar un lugar para tal batería resulta en un menor espacio en el maletero.

Ahorro de combustible en las etiquetas de la ventanilla.

Las cifras de ahorro de combustible impresas en las etiquetas de las ventanas del vehículo y en la publicidad y los folletos son estimaciones con base en una prueba realizada por la Agencia de Protección Ambiental (EPA). Para cada vehículo, hay e frases:

•  «Ciudad» representa al conductor urbano, donde el vehículo se arranca en la mañana y se conduce en la hora pico del tránsito.

• «Carretera» representa la conducción en un vehículo precalentado por las carreteras rurales e interestatales, lo que es típico en los viajes largos cuando el tránsito fluye.

Con base en la prueba del dinamómetro, estas cifras brindan una forma de comparar el recorrido del combustible en diferentes modelos. Todos los estimados del ahorro de combustible de la EPA pueden consultarse en fueleconomy.gov y también están en las páginas de los modelos de ConsumerReports.org.

En las pruebas reales del ahorro de combustible de Consumer Reports, encontramos que las estimaciones de la EPA son como de costumbre más altas que las que se obtienen en la conducción normal. Por eso realizamos nuestras propias pruebas de ahorro de combustible, incluyendo circuitos de conducción por la ciudad y por la carretera por separado. Se controlan cuidadosamente la velocidad de los vehículos y las condiciones atmosféricas para garantizar la consistencia. Se mide el combustible al insertar un medidor de combustible dentro de la línea de combustible del vehículo.

Conoce más cómo Consumer Reports evalúa los autos.

?>