¿En busca de un nuevo colchón?

Conoce los puntos a tener en cuenta para hacer la mejor selección a un precio que se acomode a tu bolsillo

¿En busca de un nuevo colchón?
Para hacer una buena selección hay que visitar varias tiendas para tener conocimiento de los diferentes modelos, calidades y precios.
Foto: Shutterstock

Si a pesar de gozar de buena salud no puedes concentrar el sueño o despiertas con dolor de espalda o cansado (a), puede ser que tu colchón te está diciendo que ya llegó el momento de remplazarlo por uno nuevo.

Pero antes de salir a comprarlo, conviene que hagas una evaluación de cuál es el más conveniente para  tu estructura física, forma de dormir y dinero disponible.

Los ortopédicos y expertos en ergonomía dicen que el mejor colchón es aquel que ofrece apoyo a la columna vertebral, manteniendo su curvatura natural y sin presionar ningún punto del cuerpo.

Partiendo de esta principal consideración, al momento de seleccionarlo hay que tener en cuenta lo siguiente:

Educarse sobre los diferentes modelos

Hoy se tiene una amplia variedad de colchones. Están la del modelo tipo muelles (con firmeza media, firme y extra firme, que son los más populares. También están los de espuma sólida, que pueden estar diseñados en un solo bloque de espuma o en varias capas de diferentes tipos de laminados.

La espuma puede ser de látex natural o de la novedosa espuma de memoria. La consistencia de la primera es más elástica, permitiendo una mejor ventilación y la segunda es más tupida y compacta, algo que puede resultar calurosa para las personas que sudan y tienden a sentir calor mientras duermen.

Los nuevos colchones de aire inflable, como los de Select Comfort, permiten ajustar el nivel de firmeza en cada lado con un inflador eléctrico. El sistema de inflado puede resultar ruidoso para algunos y molesto el hecho de no traer un segundo controlador para el lado opuesto.

Los de tipo “innerspring” (o de resortes) son los más antiguos y aunque su sistema de resortes han mejorado a través de los años, las pruebas de revisiones y calificación los ponen por lo regular en desventaja al ser comparados con los de espuma.

Comparar la calidad y el precio de varias marcas

Para seleccionar el mejor colchón se recomienda visitar las tiendas especializadas en este producto (como Mattress Firm, Mattress Warehouse, Mattress King, Sleep Train y Sleepy’s) o los almacenes populares que ofrecen una amplia selección de colchones (Macy’s o Sears) o tienen su propia línea (como es el caso de Ikea, por ejemplo) para tener una idea clara de todos los modelos que las diferentes marcas tienen y así hacer una buena comparación de calidad y precio antes de tomar cualquier decisión.

Probar, probar y probar

Si lo permite la tienda, hay que acostarse por lo menos de 5 a 10 minutos en cualquier colchón que se esté considerando comprar.

La mejor manera para hacerlo es con una ropa suelta y sin zapatos. Al recostarse sobre el colchón, hay que ponerse cómodo y se le dice al vendedor que  tiene que esperar porque se tomará su tiempo.

Durante la prueba hay que acostarse de cada lado y sobre la espalda y el estómago y, en especial, en la posición preferida para dormir.

Si la tienda no permite las pruebas, entonces es importante verificar las políticas de devolución antes de comprar.

Si la tienda lo permite, hay que acostarse de 5 a 10 minutos en cada colchón que se gusta, para ver si tiene la comodidad y firmeza que se busca./Shutterstock

Saber negociar el precio

Para obtener el precio más bajo del colchón que se desea se debe hacer una investigación de su costo en las varias tiendas donde está disponible. Solo cuando se sabe en qué lugar está éste más barato, se puede negociar.

Otra buena medida para obtenerlo a un buen precio es esperar a las ventas de rebaja que por lo regular se dan en los períodos previos a los días feriados o semanas de vacaciones.

Tan solo el colchón

Ante de salir de casa para hacer la compra se aconseja ver el estado del llamado “spring box”, si es que la cama lo usa. Si este se encuentra en buen estado, al momento de la negociación se debe evitar la presión del vendedor de comprar uno nuevo.

Verificar las políticas de devolución

Antes de cerrar el negocio es importante asegurarse que la tienda ofrece un reembolso completo u otorga un crédito para otro colchón si éste se devuelve. Algunas tiendas dan tan solo un par de semanas o hasta 120 días para las devoluciones y otras cobran una tarifa de reposición del 15% del costo de la compra.

En este punto, también se debe preguntar si la tienda ofrece un servicio gratuito de recogida en los casos de  devolución o cambio. Tener esto claro es importante, porque al cerrar el negocio se tendrá conocimiento de cuánto se tendrá que pagar por tarifa de recolección y si ésta incluye  un responsable de cualquier daño.