Pelosi: Los demócratas esperan una “respuesta global seria” sobre DACA

Las negociaciones sobre el futuro de DACA siguen en punto muerto
Pelosi: Los demócratas esperan una “respuesta global seria” sobre DACA
La líder de la minoría demócrata en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, reiteró su rechazo de un "muro fronterizo a cambio de nada". Foto: María Peña/Impremedia

WASHINGTON— La líder de la minoría demócrata en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, acusó este jueves al presidente Donald Trump de ser “deshonesto” en las negociaciones sobre DACA, y afirmó que su bancada sigue esperando que los republicanos ofrezcan una “respuesta global seria”.

Durante su acostumbrada rueda de prensa semanal, Pelosi criticó que la Casa Blanca aparentemente se ha hecho atrás en su más reciente propuesta de negociar una extensión de DACA por tres años, a cambio de tres años de fondos para el prometido muro fronterizo.

A preguntas de este diario sobre la situación actual de DACA, Pelosi dijo que, para comenzar, es difícil negociar con la Casa Blanca sobre algo que “vive cambiando todo el tiempo”.

Los republicanos “no han regresado con una respuesta global seria, y es lo que estamos esperando de ellos”, afirmó Pelosi, al considerar que los republicanos no lo han hecho porque “no saben dónde está el presidente en esto”.

Según Pelosi, continúan las negociaciones para someter a voto “tres o cuatro” propuestas migratorias -incluyendo una versión del “Dream Act”- pero sólo si logran recabar un  apoyo mayoritario, sin precisar fecha.

Un grupo de 83 demócratas, entre éstos los legisladores Luis Gutiérrez y Adriano Espaillat, enviaron una carta a Pelosi, el presidente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, y los principales líderes del Comité de Asignaciones de ese órgano legislativo para pedir la inclusión del “Dream Act” en el proyecto de ley presupuestario de la próxima semana.

No al “tres por tres”

Según el diario “The Washington Post”, funcionarios de la Administración le comunicaron a legisladores republicanos que Trump estaría dispuesto a negociar un acuerdo migratorio limitado, en el marco de las negociaciones de un megaproyecto de ley presupuestario que el Congreso debe aprobar antes del próximo 23 de marzo.

Pero un portavoz de la Casa Blanca, Raj Shah, desinfló ayer rápidamente ese “globo de ensayo”, similar a una propuesta que promueve el senador republicano por Arizona, Jeff Flake.

“La Casa Blanca se opone al llamado acuerdo de ´tres por tres´. De hecho, como resultado del acuerdo para los límites presupuestarios y el proceso de asignaciones rutinario, eso debería aportar fondos para un muro fronterizo en el proyecto presupuestario”, precisó Shah.

“Lo que estamos diciendo es que si se logra un acuerdo que pueda ser añadido al proyecto (presupuestario), le daríamos la bienvenida.  Pero ahora mismo, lo que se ha reportado como un acuerdo de tres por tres no es algo que la Casa Blanca apoyaría”, subrayó.

Pelosi: no a un muro “a cambio de nada”

En los corredores del Congreso, hay poco optimismo de que los legisladores puedan arreglar DACA la próxima semana, y Pelosi dejó en claro hoy que su bancada no aceptará exigencias de fondos para el muro “a cambio de nada”.

El proyecto de ley presupuestario, es necesario “para la defensa de nuestro país, para invertir en el futuro de nuestros niños, para mantener a EEUU número uno en todo respecto”, dijo Pelosi.

“¿Debemos dar un muro fronterizo a cambio de nada? No, no lo creo”, subrayó Pelosi, al reiterar su rechazo del plan migratorio de Trump. 

La legisladora californiana hizo hincapié en que “no hay muchas razones para negociar algo” más allá de lo que han determinado sendos fallos judiciales en San Francisco (California) y Brooklyn (Nueva York), que reactivaron DACA para la renovación de permisos y quitaron las presiones del plazo que impuso Trump para lograr un acuerdo para el pasado 5 de marzo.

Pelosi ya había lanzado una advertencia la semana pasada sobre “píldoras venenosas” que puedan descarrillar la negociaciones presupuestarias, y dijo que a su bancada le preocupan ciertos elementos de los fondos para el Departamento de Seguridad Nacional.

El martes pasado, Trump inspeccionó ocho prototipos de su prometido muro fronterizo en San Diego, en el marco de su primera visita como presidente a California.

Trump aseguró que el muro “salvará miles y miles de vidas”, y le ahorrará a los contribuyentes “centenares de miles de millones de dólares al reducir el crimen, el flujo de drogas, el fraude al Welfare, y la carga sobre las escuelas y hospitales”.

“El muro ahorrará centenares de miles de millones de dólares, muchas veces más de lo que va a costar”, argumentó Trump.

Sólo que el Congreso aún no ha aprobado su solicitud de $18,000 millones para la construcción del muro.

Tras el fracaso de cuatro medidas migratorias en el Senado el mes pasado, incluyendo una que contenía el “Dream Act”, Trump ha emitido numerosos mensajes en Twitter en los que acusa a los demócratas de bloquear una salida.

Al respecto, Pelosi dijo que Trump “es deshonesto cuando dice eso, no es real”, porque su bancada, incluyendo el líder de la minoría demócrata en el Senado, Chuck Schumer, le ofreció varias propuestas, y él las rechazó todas.

Trump “puede decir lo que quiera pero el hecho de que no tengamos nada queda claramente en su oficina. Confío en él cuando dice que quiere hacer algo, así es que hagámoslo, pero no confío en algunos de sus asesores, porque no creo que quieran” resolver DACA, enfatizó Pelosi.