Las infecciones por garrapatas y mosquitos se triplican en EEUU

En 2004 se reportaron 27,000 enfermedades transmitidas por insectos; en 2016, 96,000

El número de personas que contraen enfermedades transmitidas por picaduras de mosquitos, garrapatas y pulgas se ha más que triplicado en los Estados Unidos en los últimos años, según informaron las autoridades federales de salud.

Ante los preocupantes datos, los funcionarios enfatizan que es cada vez más importante que todos, especialmente los niños, estén protegidos de las plagas externas con repelente de insectos.

Nuevas enfermedades transmitidas por garrapatas como el virus Heartland están apareciendo en los Estados Unidos continentales, incluso a medida que crecen los casos de la enfermedad de Lyme y otras infecciones establecidas. En territorios insulares como Puerto Rico, la amenaza son los mosquitos que portan virus como el dengue y el Zika.

El clima más cálido es una causa importante del aumento, de acuerdo con el autor principal de un estudio publicado en el Informe Semanal de Morbilidad y Mortalidad de C.D.C, el Dr. Lyle R. Petersen, quien se negó empero a vincular el aumento al cambio climático. De hecho, el informe no lo menciona. Entre los muchos factores en juego sí se citan: el aumento de los viajes en avión, la reforestación suburbana y la falta de vacunas. “Los números en algunas de estas enfermedades han llegado a niveles astronómicos”, dice él.

Los funcionarios de C.D.C. pidieron más apoyo para los departamentos de salud estatales y locales. Las agencias locales “son nuestra primera línea de defensa“, dijo el Dr. Robert Redfield, el nuevo director de la agencia, que enfrenta sus propios recortes presupuestarios. “Debemos mejorar nuestra inversión en su capacidad para combatir estas enfermedades”.

Aunque los departamentos de salud reciben cantidades importantes durante las crisis de salud, como la epidemia de Zika en 2016, a rasgos generales carecen de fondos. Una encuesta reciente de las agencias de control de mosquitos encontró que el 84 % necesitaba ayuda con aspectos básicos como la vigilancia y las pruebas de resistencia a los pesticidas.

Entre 2004 y 2016, se reportaron alrededor de 643,000 casos de 16 enfermedades transmitidas por insectos al C.D.C.; 27,000 por año en 2004, llegando a 96,000 en 2016. (El año 2004 fue elegido como base porque la agencia comenzó a requerir informes más detallados en ese momento).

Sin embargo, según el Dr. Petersen, director de enfermedades transmitidas por vectores de la C.D.C., los números de casos reales son indudablemente mucho más grandes. Por ejemplo, el C.D.C. estima que alrededor de 300,000 estadounidenses contraen la enfermedad de Lyme cada año, pero solo se reportan unos 35,000 diagnósticos.