‘Que la matanza jamás se vuelva a repetir’

Guatemalteco y su organización recopilan historias de los sobrevivientes del Holocausto para darlas a conocer a nivel mundial
‘Que la matanza jamás se vuelva a repetir’
El Museo del Holocausto fue inaugurado en Guatemala en 2016. / Foto: Suministrada

Una clase de historia acerca del exterminio Nazi contra los judíos, en la época conocida como el Holocausto, durante la Segunda Guerra Mundial, causa una impresión indeleble.

Para Marco González, director ejecutivo de Yahad In Unum (Juntos – en hebreo – en Uno – en latín), de visita en Los Ángeles esa información no debe quedar solo con una materia escolar sino que debe usarse para que “la matanza indiscriminada jamás se vuelva a repetir”.

La entidad documenta a víctimas del Holocausto by Bullets (Holocausto por balas); es decir —según explica González— los asesinatos ocurridos fuera de los campos de concentración y exterminio masivos de Auschwitz, Bergen Belsen, Chelmno, Dachau o Treblinka.

“Intentamos investigar los crímenes que sucedieron en Europa del Este contra judíos y también gitanos, fuera de los campos de concentracion, quienes fueron asesinados por miles y enterrados en fosas comunes”, indicó vía telefónica el guatemalteco de de 43 años de edad.

Antonina de Sibirsky (Rusia) recuerda cuando prisioneros soviéticos fueron encerrados en un granero para quemarlos vivos, según indica la organización. / Foto: facebook-Yahad In Unum

Agregó que para documentar los casos se usan archivos de la Comisión Soviética y que además hay un equipo de investigadores, que visita cada pueblo en busca de ancianos y adultos que vieron personalmente lo que sucedió para dar su testimonio.

“Luego de 70 años los sobrevivientes todavía pueden contar su historia… Hemos logrado recuperar cerca de 5,500 testimonios en 3,000 lugares”, dice González, quien mencionó que los aniquilamientos no solo se dieron en Alemania sino también en países como los actuales Polonia, Rusia, Ucrania, Bielorrusia, Rumanía, Lituania y Moldavia.

“El genocidio llegó hasta Rusia… A medida que los alemanes avanzaban, iban exterminando”.

Indica que el objetivo de este trabajo es concientizar a través de las pruebas. “Que lo que pasó no solo se quede como parte de la historia… Es importante que los jóvenes conozcan la historia para evitar [en un futuro] un estallido de violencia similar”.

Iliana B, nacida en la villa Calinesti (Rumanía), recuerda que una noche escuchó gritos y al día siguiente ya no habían judíos en el lugar, contó para la organización. / Foto: facebook-Yahad In Unum

Un museo para dejar huella

La organización Yahad In Unum, fundada originalmente en 2004 por el padre francés Patrick Debois, trabajó para llevar la historia hasta Centroamérica.

En 2016 se inauguró el Museo del Holocausto en Guatemala, que muestra la recopilación de testimonios, documentos y áreas donde sucedieron los terribles crímenes.

Jóvenes guatemaltecas aprenden sobre el Holocausto. / Foto: suministrada

En en lugar hay una corona hecha de cable. / Foto: suministrada

Hay artículos exhibidos para recordar las fosas comunes, donde quedaron sepultadas miles de víctimas. / Fotos suministradas

González señala que a pesar de no ser judío, vio la necesidad de dar a conocer el tema. “Creo que es un problema universal que debemos aprender”.

Las organizaciones se unieron a apoyar la idea junto con el Ministerio de Educación, que promovió la organización de visitas escolares al museo. Además, en 2016, se incluyó el tema del Holocausto en el programa escolar de las escuelas para jóvenes de secundaria.

Yazidis en Iraq

Los yazidis forman una comunidad que vive en su mayoría en la provincia de Nínive, al norte de Iraq, pero que es perseguida y aniquilada, según indica Gonzalez, por el Estado Islámico (ISIS).

“El padre Debois sintió la necesidad de ayudarles ya que los hombres son exterminados, las mujeres son usadas como esclavas sexuales y los niños, no solo son huérfanos sino que han sido adoctrinados [por ISIS]”, señaló el director ejecutivo de Yahad In Unum.

El padre Patrick Debois (izq-de rojo) visita fosas comunes de Yazidis en Sinjar, Nínive / Foto: Stephan Pramme.

La organización, cuenta, no solo se ha dedicado a recaudar información, con más de 200 testimonios, sino que también ha colocado tres centros para brindar ayuda psicológica y de integración en los refugios.

En esos lugares las mujeres aprenden a coser, mientras que los menores —que tienen entre 8 a 10 años de edad— reciben ayuda de psicólogos en un intento por motivarlos a recuperar su identidad.

Mujeres en un regufio de Iraq reciben clases de costura. / Foto: suministrada

González indica que es importante saber estos temas no solo como parte de la historia sino por las consecuencias y el impacto que causa en la sociedad. “El cómo una mentalidad puede convertir a otros en asesinos por su mentalidad al punto de exterminar a otros por su religión, preferencia sexual o raza”.

Agregó que se tiene planeado formar una comisión bilingüe en Los Ángeles para sensibilizar a la comunidad latina sobre el tema del Holocausto y dar a conocer que el sufrimiento migratorio no es solo un fenómeno que ocurre en Estados Unidos.

“Todos merecemos dignidad y respeto pero no somos suficientemente tolerantes”.

Marco González habla sobre la tolerancia. / Foto: suministrada.