Consejos para los padres primerizos

Conoce lo que debe de hacer todo padre primerizo antes y después del nacimiento del bebé
Consejos para los padres primerizos
Una vez que nazca el bebé, el nuevo padre debe mantenerse involucrado en las actividades de cuidado de la pareja y del nuevo integrante de la familia.
Foto: Shutterstock

La paternidad es una experiencia maravillosa, pero esta puede resultar abrumadora para los padres primerizos ante los grandes cambios que se dan en la vida personal y de pareja:  perturbación del sueño, nuevas responsabilidades económicas que crean estrés, momentos de tensión y cansancio tras las tareas de la crianza y el cuidado del bebé, nuevas tareas de limpieza de la casa, abandono temporal de ciertas actividades deportivas y sociales hasta que el nuevo integrante de la familia crezca, etc.

Sin embargo, los expertos en salud y bienestar de la Clínica Mayo dicen que los nuevos papás pueden tomar ciertas medidas de preparación para afrontar y minimizar las emociones y los retos de la paternidad, así como para establecer una conexión con su retoño. Y esto se logra siendo proactivos antes y después del nacimiento del bebé.

Antes de la llegada del bebé 

Los consejos para calmar la ansiedad e iniciar la conexión con el nuevo ser desde que está en vida intrauterina son los siguientes:

Involucrarse en el proceso del embarazo poniendo las manos sobre la barriga gestar de la pareja para sentir los movimientos del bebé, estar presente en las consultas prenatales y hablar sobre el embarazo con otras personas para entender cómo se siente la futura madre y cómo ayudar para minimizar sus molestias.

Asistir a las clases prenatales que lo preparan para apoyar a su pareja durante el trabajo del parto y participar en las actividades de cuidado del recién nacido.

Crear una red de apoyo de seres queridos y amigos que lo aconseje y anime conforme se va aproximando la fecha del nacimiento del bebé.

Hablar con la pareja sobre cómo su vida personal y de pareja puede cambiar una vez que el primogénito nazca.

Reflexionar sobre qué clase de papá desea ser. Para esto la recomendación es pensar en el propio padre y considerar qué aspectos de esa relación desea imitar y cambiar.

El padre primerizo crea conexión con el proceso del embarazo con acciones tan sencillas como colocar sus manos sobre la barriga gestar de la pareja para sentir los movimientos del bebé. /Shutterstock

Después del nacimiento

Una vez que nazca el bebé, el nuevo padre debe mantenerse involucrado en las actividades del cuidado de la pareja y el nuevo integrante de la familia, la cuales empiezan a crear su conexión con su heredero. Y para un buen proceso de transición y adaptación al nuevo estilo de vida, las recomendaciones son las siguientes:

Quedarse con su familia en la habitación de la clínica. Si el centro médico lo permite, el nuevo padre debe quedarse con su pareja y recién nacido hasta que llegue el momento indicado para llevar al bebé a casa.

Turnarse para cuidar al bebé. Tomar turnos para cambiar al bebé, darle el biberón con la leche materna extraída, sacarle los gases, bañarlo, ponerlo a dormir o simplemente cargarlo, son actividades que permiten un buen comienzo para que papá cree conexión con el bebé, al mismo tiempo que le regala a mamá un momento de respiro para descansar o cuidar de sí misma.

Jugar con el bebé. Los expertos de la Clínica Mayo aseguran que las mamás tienden a estimular a su bebé con juegos suaves y moderados, mientras que los padres a menudo los involucran en actividades más ruidosas e intensas. Y ambos tipos de juegos son importantes para el buen desarrollo del menor.

Buscar ayuda. De tener problemas para manejar el estrés, afrontar los cambios que temporalmente se dan en la relación o sentirse deprimido, la recomendación es la de hablar con un consejero o profesional de la salud mental para ser tratado y evitar que cualquiera ed las anteriores condiciones afecten a la familia.

Tomar turnos para darle el biberón de leche materna extraída sirve para conectarse con el recién nacido y darle un momento de descanso y respiro a la pareja que ser recupera del parto. /Shutterstock

Otros tips para el buen comienzo

Camille Maben, directora ejecutiva de la organización no lucrativa First 5 California (que promueve el crucial cuidado y aprendizaje en los niños durante sus primeros cinco años de vida), ofrece los siguientes consejos de paternidad que ayudan a crear conexión con el recién nacido a la vez que se le estimula para un buen comienzo en todos los aspectos de la vida:

Hablar con el bebé. Hablar con el menor es una de las actividades más valiosas que puede hacer el nuevo papá. “Los estudios demuestran que los niños a quienes se les habla de forma regular durante sus primeros años de vida habrán escuchado 30 millones de palabras más que aquellos a los que no se les habla”, señala la experta en temas de desarrollo infantil.

Enseñarle otro idioma. Los estudios demuestran que los niños nacen con la capacidad de identificar sonidos de todos los idiomas, así que hablarles en otro idioma les beneficia de muchas maneras: los estudiantes de dos idiomas tienen una mejor memoria, rendimiento escolar, flexibilidad, razonamiento y habilidades para resolver problemas.

Cantarle una pequeña canción. Cantarle al bebé no solo ayudará a que su cerebro se desarrolle, sino que también fortalecerá la conexión de padre a hijo. “Cantarles y tocarles música mejora su desarrollo rítmico y les aporta una sensación de calma”, asegura Maben.