El “striptease” de actriz porno Stormy Daniels a pasos de la Casa Blanca

La bailarina con quien el presidente habría tenido varios encuentros sexuales no dejó nada a la imaginación

El “striptease” de actriz porno Stormy Daniels a pasos de la Casa Blanca
Foto: Robyn Beck / Getty Images

Mientras el presidente Donald Trump revelaba el nombre de su nominado al Tribunal Supremo Brett Kavanaugh, la actriz porno vinculada sexualmente al mandatario, Stephanie Gregory Clifford, “revelaba todas las cosas” en un espectáculo de striptease a pocas cuadras de la Casa Blanca.

“Stormy Daniels” llevó anoche su espectáculo al desnudo al Cloakroom Gentlemen’s Club, de Washington D.C., y el show coincidió con el anuncio oficial del presidente.

La bailarina exótica mantiene una batalla legal contra Trump desde hace más de un año.

Curiosamente, el “show” “All Things Revealed” no logró el éxito esperado. El “performance” inicial no fue vendido en su totalidad, aunque dos paquetes para 12 personas por $3,500 fueron vendidos.

De acuerdo con el medio The Hill, aunque el show estaba pautado para las 6 p.m., no empezó hasta las 8:45 p.m.

“Stormy Daniels” hizo su entrada en un traje como el que usó Marilyn Monroe en la película “Los caballeros las prefieren rubias”, bustier rojo forrado de diamantes y guantes rosados, según el reporte.

La exactriz de cine para adultos seleccionó a clientes al azar al ritmo del tema “Big Spender” y le puso una boa en el cuello antes de subirlos a tarima por no más de 15 minutos.

La stripper habría quedado completamente desnuda en escena.

Los tragos eran alusivos a sus rivales públicos: el “Trump”, un trago “old fashioned” hecho con cognac, y el “Melania”, preparado con melón, vodka y cascara de limón.

Trump y su antiguo abogado Michael Cohen le habrían pagado $130,000 dólares a Daniels para que no divulgara sus encuentros con el magnate.

La más reciente demanda de Clifford presentada en Nueva York es por difamación. En el recurso se alega que Trump y su equipo desestimaron el retrato hablado de la persona que supuestamente amenazó a la exactriz para que no hablara sobre su relación con el primer ejecutivo.