Niños migrantes por todo el sur de California

Congresistas visitan centros donde se encuentran albergados pequeños separados de sus familias

Hasta el momento se han identificado al menos cuatro localidades en el sur de California que albergan a niños inmigrantes separados de sus familias. Esta semana, la congresista Lucille Roybal-Allard (CA-40) visitó una instalación, que está ubicada al este de Los Ángeles.

Nuevo Amanecer Latino Children’s Services, financiada por la Oficina de Restablecimiento de Refugiados (ORR), sirve a algunos de los niños inmigrantes que han sido separados de sus familias como parte de la política de la administración Trump en la frontera.

La congresista Roybal-Allard, miembro del subcomité de asignaciones de Labor-HHS-Education −que supervisa los fondos ORR− y miembro de mayor rango del subcomité de asignaciones de Seguridad Nacional, se unió a la visita del lunes junto a las congresistas Judy Chu (CA-27) y Grace
Napolitano (CA-32).

Roybal-Allard aseguró en un comunicado que la instalación era “impactante” y el personal está haciendo todo lo posible para apoyar a los niños. No obstante no dejó de desaprobar “la crueldad” de la decisión del presidente Trump al separar a las familias migrantes.

“Continuaré luchando contra las políticas de Trump… Al mismo tiempo, seguiré trabajando para asegurar que estos niños estén bien cuidados, seguiré abogando por su rápida reunión con sus padres y continuaré hablando en favor de un sistema de inmigración humano que ponga fin a la detención familiar”, aseguró la congresista.

“He estado visitando instalaciones financiadas por ORR en todo el país para asegurar que traten a los niños de manera adecuada y que tengan los recursos necesarios”, añadió.

Por otra parte el canal de televisión NBC4 logró captar imágenes de afuera de otra localidad, David and Margaret Youth and Family Services, en la ciudad de La Verne al noreste del condado angelino.

En las imágenes las caras de los niños aparecen difuminadas puesto que en el centro los niños migrantes se mezclan con los niños de crianza que allí se encuentran.

La organización de 17 acres tiene un contrato con el gobierno para albergar hasta 59 niños migrantes, de entre 5 y 17 años, aunque los funcionarios no dieron información sobre el número exacto que hay en este momento.

Los menores, migrantes junto a los niños de crianza, viven en casas de campo con no más de 10 niños por casa. Por lo general, permanecen cerca de 30 días hasta que se encuentren familias patrocinadoras. Van a la escuela y tienen acceso a servicios de salud mental.

Durante el fin de semana, los inspectores del Departamento de Servicios Sociales visitaron la ubicación en La Verne, junto con otros 16 lugares que los albergan. Hablaron con ellos, con el personal y con padres de crianza y -según indicaron- no encontraron preocupaciones inmediatas de salud o seguridad.

“Al igual que en el resto del país, nos preocupa lo que ha ocurrido en nuestras fronteras. No establecemos políticas públicas y no podemos distraernos del trabajo que hacemos. Nos enfocamos en cuidar a los jóvenes. Nos comprometemos a brindar un servicio seguro, mejorando el ambiente para todos los niños a quienes servimos”, dijo la directora Maggie Bohlman a NBC4.

Crittenton Services for Children es otra instalación localizada en Fullerton y alberga menos de 20 niños migrantes, pero no bebés ni niños pequeños.

Representantes de la instalación dijo al medio que los niños bajo su cuidado son tratados de una manera digna y respetuosa.

“Les está yendo bien a pesar de las circunstancias en que se encuentran, y cuidamos mucho de personalizar los servicios para cada uno de nuestros jóvenes y brindar un ambiente de apoyo donde podamos para ayúdalos a procesar cualquier angustia que estén experimentando”, relató la organización en un comunicado.