California: Fuerza letal de la policía en la mira

Proyecto de ley busca prevenir más muertes de ciudadanos a manos de agentes,; la medida se vota este 17 de agosto
California: Fuerza letal de la policía en la mira
Frente a su casa en Anaheim los vecinos crearon un memo-rial a Manuel Angel Díaz, muerto por la policía. archivo.

Ellie Virrueta aún sufre la pérdida de su primo de 14 años en 2012 a manos de la policía de Santa Ana.

“El quería irse a vivir con su abuelo que vivía a dos cuadras de su casa porque su mamá le dijo que se iba a casar con otro hombre que no era su padre.

Para evitar que se fuera, le llamaron a la policía”, recuerda.

“Pero como mi primo era muy alto. Medía 6 pies 2 pulgadas, la policía pensó que era un hombre de 18 a 24 años, no un niño. Terminaron matándolo a disparos. Le dispararon siete veces, le pegaron cinco, dos en la parte baja. Mientras se arrastraba para huir de los agentes, le dieron tres balazos. Uno le pegó en la cabeza ”, dice.

Esa experiencia ha hecho que Ellie Virrueta quien es parte de la Coalición de Justicia Juvenil, se haya unido a la campaña para lograr que se haga ley la medida AB 931 que obligaría a los agentes de policía, a usar fuerza letal solamente cuando no haya otra alternativa razonable disponible y exista una amenaza inminente a su seguridad o a la de otras personas.

Las políticas actuales usan un acercamiento estricto que permite emplear la fuerza mortal “cuando es razonable”

La nueva ley obligaría a los agentes a usar tácticas menos intensas para resolver un conflicto cuando sea posible y así evitar tiroteos innecesarios.

“Queremos que cambie la ley, para que los agentes usen métodos que no sean letales como disparos con balas de goma”, dice Virrueta.

Los autores de esta medida, los asambleístas demócratas Shirley N. Weber de San Diego y Kevin McCarty de Sacramento, proponen que se usen métodos como la advertencia y persuasión verbal y otras tácticas de intervención menos drásticas.

“Nuestra legislación asegurará que los policías se desempeñen con los más altos estándares, y con más opciones para resolver problemas sin la fuerza mortal para que las comunidades puedan confiar más en que las agencias del orden van a cuidar su seguridad”, dijo Weber.

“Al revisar el uso de los estándares de la fuerza, ayudaremos a que los agentes transiten a un sistema de policía que pueda prevenir las muertes de individuos desarmados y construir la confianza pública que tanto se necesita para mantener seguras las comunidades”, dijo el asambleísta McCarty.

En 2017, la policía mató a 162 personas en California, la mitad de ellos desarmados.

Los Departamentos de Policía de California tienen las tasas más altas de asesinatos de la nación. En la lista de los primeros 15 departamentos policiacos con los niveles más altos figuran Bakersfield, Stockton, Long Beach, Santa Ana y San Bernardino.

Sin embargo, un reporte de 2015 dice que la policía del condado de Kern ha matado a más personas que cualquier otro condado en el país en relación a su población.

El condado de Los Ángeles es líder en el país en cuanto a las muertes causadas por la policía. Entre 2000 y 2017, 851 personas fueron muertas por agentes policiacos. A manos del Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD) murieron 316 y del Departamento del Sheriff de Los Ángeles (LASD), 305.

El 97% de las víctimas eran hombres. El 52%, latinos.

Hasta el 2018 suman 865, según datos de la Coalición de Justicia Juvenil.

Pero dichas muertes han sido determinadas como justificadas, y ningún agente han sido declarado culpable.

Inicialmente la organización Black Lives Matter apoyaba la medida, pero le retiró el patrocinio cuando el asambleísta Weber ofreció 25 millones de dólares a los agentes de policía para su entrenamiento, se aprobara o no la AB 931.

“La provisión de fondos adicionales, aunque sea para entrenamiento, no es algo que Black Lives Matter pueda apoyar. Por eso le retiramos el apoyo a la AB 931”, dijeron en un comunicado.

La medida en apoyada por PICO California, ACLU de California y la Youth Justice Coalition, entre otras organizaciones. Es desaprobada por los grandes sindicatos de policías del estado.

La oficina del asambleísta Weber dio a conocer que la AB 931 se encuentra en el expediente del suspenso en el Comité Fiscal del Senado a donde van las medidas que cuestan más de 100,000 dólares al estado para un mayor análisis. Tienen hasta el 17 de agosto para desecharla o aprobarla y mandarla a votación al pleno del Senado.

La Youth Justice Coalition visitará Sacramento este lunes para presionar a que los legisladores aprueben esta medida. Lanzaron una invitación a quien quiera asistir. Los gastos del viaje están cubiertos. Aquí te puedes apuntar para unirte a la caravana que saldrá de Los Ángeles.

También impulsan la medida SB 1421 de la senadora demócrata de Berkeley, Nancy Skinner que es un complemento de la AB 931, pues daría acceso al público a revisar los récords de la policía para averiguar si un oficial ha fabricado o plantado evidencias, si tiene reportes de delitos o abusos sexuales y cuántas personas ha herido gravemente o matado.

“Para construir la confianza entre la policía y las comunidades, se tiene que comenzar con la transparencia. La SB 1421 asegurará que cuando un agentel use la fuerza letal, se involucre en un asalto sexual o tengan un desempeño deshonesto en su trabajo, el público esté informado”, señaló Skinner.