El hermoso gesto de Neymar con un niño que enterneció al mundo


Lágrimas de felicidad derramó un niño que burló la seguridad del estadio Des Costieres de Nimes donde el Paris Saint Germain se impuso al cuadro local por 4 goles a dos.

Y es que el pequeño aficionado que lucía la camiseta del PSG se metió corriendo a la cancha apenas sonó el silbatazo que marcaba el fin del partido, y lo hizo justo y precisamente cuando pasaba el brasileño Neymar, quien al verlo bañado en lágrimas y lleno de emoción lo cargó y lo abrazó al tiempo en que le hablaba al oído.

Después el exbarcelonista se quitó la camiseta y se la regaló al niño ante las miradas de los aficionados y los que grababan el momento para inmortalizarlo en redes sociales.