Besaron a su bebé recién nacido y lo contagiaron de terrible enfermedad


Lucy Kendall es una mujer de 23 años que recientemente se convirtió en madre de un varón al cual decidió llamar Oliver y quien gracias a un post realizado en Facebook, muchas personas están haciendo consciencia de lo que sí se debe hacer y lo que no con un recién nacido.

En su perfil de esta red social, Lucy subió unas fotografías que rompen el corazón a cualquiera, pues muestran al pequeño Oliver, indefenso, hospitalizado y conectado a una serie de sondas, por culpa de la imprudencia de un mayor de edad.

En el post, Lucy relata que a tan solo 11 días de nacido, Oliver dejó de comer de un día para otro y de repente, comenzó a arquearse del dolor. Ella y su esposo Jaz, desesperados, llevaron a su pequeño hijo al hospital, en donde luego de estar 8 días bajo vigilancia médica, los médicos le diagnosticaron herpes, un virus que para un bebé tan pequeño puede resultar mortal.

Los doctores les explicaron a los padres que este virus puede transmitirse cuando una persona adulta tiene herpes labial y besa a un bebé.

Luego de 21 días, Oliver fue dado de alta pero ahora deberá seguir un riguroso tratamiento médico durante 6 meses, además de seguir bajo vigilancia médica estricta.

“Somos los afortunados! Unas horas más tarde y esto podría estarse leyendo de manera diferente. Por favor, respete al bebé recién nacido y manténgase alejado si tiene un herpes labial. ¡MANTENGA SUS RECIÉN NACIDOS SEGUROS!”, recomendó Lucy.