Crean un jardín contra el suicidio en Watts


Marco Salas llegó desde muy temprano a un lote baldío en Watts para reunirse con un grupo de voluntarios y líderes comunitarios en la creación de un nuevo jardín comunitario.

“He vivido aquí por 10 años con mi esposa y mis hijos, y creo que es muy importante tener los espacios verdes para el futuro de nuestros hijos y el lugar donde vivimos”, dijo el hombre de 40 años, quien llegó con algunas herramientas para escarbar la tierra.

El proyecto fue creado por el Departamento de Salud Mental del Condado de Los Ángeles (DMH) en asociación con Lot to Spot, una organización no lucrativa dedicada a crear más espacios verdes en comunidades de bajos ingresos.

“Estamos aquí para sembrar vegetales y frutas porque un estudio demostró que los espacios verdes son muy saludables para la gente”, dijo Viviana Franco, directora y fundadora de Lot to Spot.

Familias empiezan a plantar en el jardín comunitario. (Aurelia Ventura/La Opinion)

Paz mental

Es también una forma de combatir los problemas mentales que muchas veces pasan desapercibidos en la comunidad y prevenir el suicidio.

El proyecto piloto es en respuesta a un nuevo estudio de la Revista de la Asociación Médica Americana que muestra que la salud mental de los residentes en vecindarios urbanos se puede mejorar dramáticamente simplemente limpiando y enverdeciendo los lotes baldíos arruinados. El DMH espera que el nuevo jardín comunitario en Watts, al sur de Los Ángeles, sea el primero de una serie de proyectos “ecológicos” en todo el condado de Los Ángeles.

“Hoy, en el día de prevención del suicidio quisimos hacer algo significativo para aumentar los esfuerzos de prevención en la gente”, dijo Mimí Martínez, directora adjunta del DMH. “El estudio dice que al crear más espacios verdes en vecindarios de bajos ingresos cambia la perspectiva de la depresión de la gente hasta en un 40% a 50% para quienes viven en las proximidades de estos jardines”.

Voluntarios ayudan en la creación de un jardín comunitario en Watts. (Aurelia Ventura/La Opinion)

La Revista de la Asociación Médica Americana también informó que hay una reducción asombrosa del 62.8% en la “salud mental deficiente” en comparación con un grupo de personas y vecindarios similares donde los lotes arruinados no han sido rehabilitados.

Se espera que el lote cuente con al menos 27 pequeñas parcelas para que los vecinos puedan ir y sembrar sus frutas y verduras.

Esta es una idea que le agrada a Salas, quien no sabía que tal vez podrá obtener un espacio en el lote.

“Yo solo vine a acarrear tierra y poner cajas juntas, pero si me dan un espacio me gustaría para que mis hijos puedan plantar vegetales como espinacas, zanahorias y tomates”, expresó. “No solamente es bueno para ellos mentalmente, pero también físicamente”.

El lote esta localizado en el 9310 Wilmington Avenue en Watts.