Agencia federal demanda a Del Taco por acoso sexual de trabajadoras jóvenes

Querella alega que hubo represalias contra mujeres trabajadoras jóvenes, en su mayoría adolescentes, acosadas sexualmente por supervisores,

La cadena regional de comida rápida Del Taco violó la ley federal cuando por lo menos tres empleados varones, incluyendo aquellos en roles de supervisión, acosaron sexualmente y tomaron represalias contra un grupo de mujeres jóvenes trabajadoras en un restaurante de Rancho Cucamonga, anunció en una demanda presentada este lunes la Comisión de Igualdad de Oportunidades Laborales (EEOC).

Según el EEOC, los funcionarios de supervisión hostigaron al personal femenino, la mayoría de ellas adolescentes, con comentarios sexuales inapropiados y tocamientos físicos no deseados. Algunas de las mujeres jóvenes hicieron quejas formales a la gerencia, a los recursos humanos y al EEOC, pero la compañía no tomó ninguna acción correctiva. “En cambio, la compañía tomó represalias contra aquellos que se quejaron cambiando sus horarios y reduciendo sus horas de trabajo. El EEOC sostiene que esto creó un ambiente de trabajo hostil y las mujeres sintieron que no tenían otra opción que dimitir”, indica un comunicado de la agencia federal.

El acoso sexual es una forma de discriminación sexual que está prohibida por el título VII de la ley de derechos civiles de 1964. El EEOC presentó una demanda en la corte de distrito de Estados Unidos para el Distrito Central de California después de intentar llegar a un acuerdo prelitigio a través de su proceso de conciliación. La querella de la EEOC busca daños monetarios a la clase de las víctimas, así como medidas cautelares destinadas a prevenir y corregir la discriminación.

“Los empleadores necesitan adoptar un enfoque proactivo serio para promover la rendición de cuentas, la capacitación y el liderazgo para lograr un lugar de trabajo libre de acoso”, dijo Anna Park, abogada regional de la oficina de distrito de EEOC en Los Ángeles.

Rosa M. Viramontes, directora del distrito de los Angeles de EEOC agregó, “Los empleados más jóvenes son un segmento altamente vulnerable de la fuerza de trabajo y pueden ser blancos fáciles para los acosadores. Los empleadores deben entender que pueden ser especialmente susceptibles de experimentar tales abusos, especialmente cuando la mala conducta es cometida por aquellos a quienes han delegado autoridad”.

Según el sitio web de la compañía, www.deltaco.com, la cadena opera en 15 estados y tiene 310 ubicaciones corporativas, junto con 241 franquicias. La mayoría de sus restaurantes se encuentran en los estados de la costa oeste de California, Oregon y Washington.

En un comunicado enviado a La Opinión, la cadena de restaurantes de comida rápida indicó que “Del Taco toma este asunto muy en serio y estamos actualmente investigando los alegatos del que se nos ha informado. En base a los resultados de esa investigación tomaremos la acción apropiada.

“Del Taco está comprometido a proveer un ambiente seguro para todos sus empleados y clinetes, libre de acoso de todo tipo”.