Recrea en Instagram la triste historia de una víctima del Holocausto y se hace viral

Un proyecto para acercar los horrores del holocausto a las generaciones que desconocen parte de la historia
Recrea en Instagram la triste historia de una víctima del Holocausto y se hace viral
Éva Heyman es protagonista de un proyecto de Instagram Stories.
Foto: Eva's Stories

Éva Heyman era una chica brillante y ambiciosa, cuya cálida sonrisa aún brilla en fotografías en blanco y negro.

Nacida en Nagyvarad, Hungría, ahora parte de Rumania, la chica tenía 13 años cuando fue asesinada en las cámaras de gas nazis de Auschwitz.

La curiosa y perceptiva personalidad de Éva fue capturada en su diario, que se publicó póstumamente con el título El Diario de Éva Heyman.

Éva Heyman

Éva era elocuente, observadora y tenía una forma muy considerada de informar sobre asuntos de actualidad. Ella también estaba llena de vida, era divertida y tenía mucho potencial para brillar en la vida, si hubiera tenido otra suerte. Dedicada a sus amigos y familiares, Éva tenía una variedad de talentos aparte de la escritura, que incluían atletismo, natación, patinaje y ciclismo.

Éva deseaba convertirse en fotógrafa de un periódico. Si le hubieran permitido vivir, no hay duda de que ella habría crecido para convertirse en una mujer que hubiera hecho historia.

Al contrario que el conocido Diario de Anne Frank, que abarca varios años, el diario de Éva es sorprendentemente corto y abarca un período de unos pocos meses, durante los cuales su mundo se desmoronó a una velocidad aterradora.

En un momento, Éva está jugando y riéndose en la farmacia de su abuelo y al siguiente les arrebatan el negocio bajo las nuevas leyes.

Los nazis, antes un ejército espantoso que había visto en las proyecciones de cine, marchaban de repente por su ciudad, con Éva y su familia obligados a abandonar su hermoso hogar de clase media y entrar en el gueto.

Su historia se convirtió en una pesadilla que se ha transmitido de manera increíble a través de Eva.Stories, un proyecto que cuenta la historia de Éva como si hubiera usado Instagram.

Hay varias historias sobre Eva. Historias que nos llevan de febrero a junio de 1944. En este momento, vemos fragmentos conmovedores de la vida de Éva y la agitación interna, extraídas de las entradas de su diario.

Vemos la admiración de Éva por su glamurosa madre, Ági. También se refleja la humillación por verse obligada a usar la Estrella de David en su abrigo.

Vemos su inclinación por los helados y su determinación de sobrevivir a la guerra.

Este proyecto hace que Éva se sienta más presente, su historia se percibe más inmediata, casi como si se pudiera hablar con ella, ofrecerle palabras de consuelo o aliento en la sección de comentarios.

De hecho, los comentarios dejados por los seguidores reflejan el profundo impacto emocional que este proyecto ha tenido en ellos. Una persona dijo: “Me hizo llorar como si hubiera perdido a una hermana”, mientras que otros elogiaron al equipo de producción por darle vida al diario de Éva de manera tan vívida.

En mayo de 2019, el Centro Kantor para el Estudio de los Judíos Europeos Contemporáneos de la Universidad de Tel Aviv publicó hallazgos preocupantes que sugieren que el antisemitismo está resurgiendo de forma alarmante. Solo el año pasado, se reportaron 387 ataques antisemitas en todo el mundo.

Se ha registrado un aumento del 13% en el número de incidentes antisemitas violentos importantes y 13 personas judías han sido asesinadas debido a ataques antisemitas.

Por eso, contar historias como la de Éva no solo es necesario, como si fuera una lección de historia, sino una clase de educación cívica y humanidad.

A pesar del formato engañosamente simple de Instagram, el trabajo minucioso que se realizó en este proyecto ha sido similar a hacer una película, con 400 empleados y actores que trabajan en escenarios extraordinariamente detallados.

El proyecto fue creado por el equipo de padres e hijas Mati y Maya Kochavi, con un presupuesto de varios millones de dólares y una experiencia intergeneracional para recrear el entorno cada vez más desgarrador de Éva.

“La razón por la que iniciamos este trabajo se debe al aumento del antisemitismo en todo el mundo, que se cita en muchos estudios”, declaró Maya.

Desde la Lista de Schindler hasta El tatuador de Auschwitz, ha habido numerosas películas y libros que exploran los horrores del Holocausto, que cuentan historias y testimonios reales de quienes lo sufrieron en primera persona.

Esto es lo que también hace este proyecto, de una forma moderna que conecta de forma inmediata con las nuevas generaciones.