Latinas, las trabajadoras peor pagadas

Las mujeres de esta comunidad tienen que trabajar 57 años para ganar lo mismo que un hombre en 30

Latinas, las trabajadoras peor pagadas
El incremento del salario mínimo federal a $15 afectaría positivamente a una de cada tres latinas./Archivo
Foto: Carolina Cruz / La Raza
Regreso a Clases

Diez meses y 20 días. Eso es lo que tienen que añadir a un año de trabajo las latinas para ganar lo mismo que los hombres blancos por la misma labor.

Según cifras oficiales estas mujeres cobran 53 centavos por cada dólar que se embolsan los blancos no latinos por lo que para cobrar lo mismo que ellos ingresaron en 2018 tienen que trabajar 22 meses y 20 días. Es decir todo el año pasado y la práctica totalidad del actual hasta hoy miércoles que es cuando se conmemora el Latina Pay Day para dar testimonio de esta injusticia.

Una latina, tiene que trabajar 57 años para ganar lo que sus compañeros blancos ganan en 30 años.

La brecha se reduce ligeramente cuando se segmentan los salarios por educación, experiencia y localización pero como señala el Economic Policy Institute, las latinas sufren una doble brecha salaria por su etnia y por ser mujeres. Las cifras que maneja la EPI apuntan a que la mayor formación de las mujeres no solo no ayuda a cerrar esta brecha sino que normalmente la amplía. Las mujeres con estudios superiores ganan menos que los hombres blancos con menos formación.

El argumento de que las mujeres latinas trabajan en sectores de bajos ingresos se invalida con el hecho de que incluso en las profesiones en las que hay más latinas que hombres, ellas siguen cobrando menos y las políticas para asegurar una equidad salarial se hacen más acuciantes que nunca en el caso de estas mujeres.

La empresaria Julissa Prado, fundadora de Rizos Curls, están usando sus medios sociales para amplificar el mensaje de otras mujeres latinas emprendedoras y profesionales con respecto a esta fuerte brecha que si bien es frecuente con todas las mujeres particularmente dolorosa con las trabajadoras latinas.

“Las corporaciones tienen la responsabilidad ética de garantizar que los salarios de sus empleado sean justificables según la experiencia, las responsabilidades y el conocimiento. Debemos responsabilizar a las corporaciones y a los demás”, explica Prado. “Siento que es nuestra responsabilidad con las plataformas y redes sociales de crear conciencia sobre esta desigualdad y ayudar a equipar a las latinas con las herramientas para negociar un salario apropiado”

https://platform.twitter.com/widgets.js