Kim Kardashian renuncia a los desnudos, selfies en tanga y vestuario ardiente

Kanye West criticó su manera de vestir y aunque en un principio rechazó sus críticas, ahora que es madre reconoce que este tipo de publicaciones no la ayudan, y menos cuando visita la Casa Blanca, constantemente
Kim Kardashian renuncia a los desnudos, selfies en tanga y vestuario ardiente
Kim Kardashian. Foto: Grosby Group.
Foto: Grosby Group

En un principio, cuando su marido Kanye West le confesó que el vestido que había elegido para asistir a la gala del Met le hacía sentir incómodo por lo provocativo que resultaba, añadiendo además que desde hacía un tiempo le sucedía lo mismo con el resto de su vestuario y las imágenes que ella comparte en sus redes sociales, Kim Kardashian se mantuvo firme y le dejó claro que no pensaba cambiar por nada ni nadie cuando irónicamente él había sido el primero en animarla a explorar su sensualidad en los inicios de su relación.

Kim Kardashian/Grosby Group.
Kim Kardashian/Grosby Group.

Sin embargo, los fans de la celebridad se han dado cuenta de que en los últimos meses tanto sus atuendos como las fotografías que publica en sus redes sociales se han moderado considerablemente.

Aunque la opinión del rapero ha influido en ese cambio, en realidad ella llevaba tiempo sintiéndose incómoda con su estatus de sex-symbol y harta de la presión que implicaba reivindicarlo constantemente.

“La verdad es que yo también he tomado conciencia de la situación y me he dado cuenta de que ni siquiera puedo ojear Instagram delante de mis hijos sin que aparezcan desnudos integrales en mi feed la mayoría de las veces. Y yo he contribuido a que así sea, sin duda. A ver, una de mis portadas más icónicas sigue siendo la que realicé para la revista Paper, en la que aparezco embadurnada de aceite y arrancándome el vestido”, ha reconocido en una entrevista a New York Magazine.

Kim Kardashian/Grosby Group.
Kim Kardashian/Grosby Group.

Creo que he evolucionado hasta llegar a un punto en que ya no siento que necesite ‘mantenerme al día’. No es que antes lo hiciera, pero supongo que ya no me importa tanto como para molestarme en sacarme un montón de fotos cuando llevo puesto un tanga“.

Por otra parte, su activismo político en favor de una reforma del sistema penal estadounidense también le ha llevado a reflexionar acerca de la manera en que desea presentarse ante el mundo.

A menudo también me daba cuenta de que un día estaba de visita en la Casa Blanca y al siguiente publicaba un selfie en bikini en Instagram y pensaba: ‘Espero que no lo vean, porque tengo que regresar la semana que viene’“, ha señalado.

Kim Kardashian/Selfie en Instagram