Cómo saber elegir la pintura correcta para el interior de la casa

Descubra cuál es la mejor opción en pintura que se adapta a sus necesidades.

Cómo saber elegir la pintura correcta para el interior de la casa
Revisa la información importante de tu pintura antes del primer brochazo.
Foto: Kaboompics / Pexels

Es posible que quieras que tu casa luzca reluciente para recibir el año nuevo con vitalidad renovada o recién te acabas de mudar y buscas ambientar el espacio a tu manera, para ello, la mejor forma de lograrlo, es darle un nuevo toque de pintura a su fachada e interiores.

El proceso para pintar puede que no sea complicado, es posible que recurras a brochas, rodillos y compresoras, y hasta quizá termines divirtiéndote con tu ropa de trabajo y tu cara todas manchadas, pero es importante que sepas cuáles son las características de cada tipo de pintura para que tu casa luzca sensacional.

Por sus componentes y acabados, existen muchas opciones de pinturas. Crédito: David Waschbüsch / Fuente: Pexels

La pintura a base de agua es la más común para uso doméstico debido a su rápido secado y fácil manejo en su aplicación. Este tipo de pinturas son amables con el medio ambiente debido a que genera bajos niveles de emisiones tóxicas, por lo que es ideal para paredes y techos en interiores.

Si desea que el acabado dure el mayor tiempo posible, sin que muestre signos de desgaste, la pintura a base de aceite es la mejor opción. Aunque se puede utilizar en interiores, por el brillo que le da a sus paredes, el mayor inconveniente radica en su fuerte aroma. Además, si lo utiliza en el exterior de su casa, debe tomar en cuenta que haya óptimas condiciones en el ambiente debido a que tarda en su secado. Otro inconveniente a tomar en cuenta, es que la limpieza de esta pintura se realiza con solventes químicos, alcoholes o diluyentes especiales para este tipo de pintura. Es ideal para baños, cocinas o alta densidad de humedad.

Durabilidad y secado, características que diferencian a las pinturas. Crédito: Bidvine / Fuente: Pexels

El primer o cebador no debe confundirse con pintura, pero es primordial durante el proceso. Cuando tiene una pared que por primera vez va a pintar, una pared de tono más oscuro de fondo por un cambio más claro o simplemente quiere que su superficie absorba mejor el tinte, debe poner una capa de cebador para que haya mayor adherencia de la pintura y el acabado sea el idóneo.

Muchas personas suponen que las pinturas a base de látex y a base de agua son lo mismo, sin embargo, existen aquellas que utilizan productos químicos en sus componentes. Son una buena opción para utilizar en interiores debido a su secado es rápido y su durabilidad es cercana a lo que ofrece una pintura a base de aceite. Por su consistencia, es posible que no se necesite de un cebador para su adherencia y, en general, es formidable para su uso en los pisos del hogar.

Después de revisar los componentes, el tipo de acabado de la pintura es primordial para darle el estilo que usted a su hogar.

El acabado final define en mucho qué pintura es mejor para cada espacio. Crédito: Huseyn Kamaladdin / Fuente: Pexels

El acabado más simple es el que se realiza con pintura plana. No es muy reflejante, ni tendrá mucha textura. Es ideal para aquellas habitaciones que no se utilizan mucho como son pequeñas bodegas. Muchas personas la utilizan debido a su bajo costo, sin embargo, debe tomar en cuenta su poca durabilidad.

La pintura más común utilizada en interiores es la mate. Es más brillante y duradera que la pintura plana. La mayoría de los hogares utilizan esta opción debido a su precio asequible a las personas.

La cáscara de huevo o satinada son opciones similares en su acabado. Con mayor durabilidad, estos tipos de pintura generan efectos mate con mayor brillo. Otra ventaja que brindan, es la facilidad de la limpieza de sus paredes.

El tono no define la capacidad de brillo de una pintura. Crédito: Julie Aagaard / Fuente: Pexels

Aunque las pinturas semibrillantes pueden utilizarse en cualquier superficie del hogar, son la mejor opción para cocinas y baños donde será necesaria la limpieza ruda de sus paredes.

Si es de gustos refinados y quiere que la belleza de su hogar luzca en cada rincón, la pintura brillante le proporcionará un gran atractivo estético a sus paredes. Es fácil de limpiar y, al igual que la semibrillante, reflejará la luz con mayor facilidad que cualquier otra, lo que puede ser una desventaja si tus paredes no están en óptimas condiciones porque se harán más visibles los defectos.

Por último, una opción más chic para los diferentes espacios de tu vivienda, es la pintura de pizarra que te permitirá escribir con gis lo que desees. Hoy en día es común ver este tipo de acabado en las cocinas.

 

FUENTES CONSULTADAS:

The Spruce / How to Geek / Elle Decor / Home Stratosphere