Cómo lograr que tus hijos colaboren más en las labores de la casa

Estos consejos harán que los niños valoren el esfuerzo de limpiar la casa.

Cómo lograr que tus hijos colaboren más en las labores de la casa
Hacer que un niño se integre al aseo del hogar es más sencillo de lo que parece.
Foto: StockSnap

Los quehaceres del hogar suelen ser una tarea pesada para una sola persona. Hay familias que cuentan con la fortuna de tener algún empleado o empleada que les ayude con esos fines debido a los tiempos tan apretados de trabajo y actividades de cada integrante, sin embargo, hay otros núcleos que deben mantener la limpieza de la casa con sus propias manos.

En el transcurso de los años, se le dejaban estas actividades a las mujeres que se dedicaban de lleno al hogar. Los tiempos han cambiado, las necesidades han aumentado y tanto hombres y mujeres deben trabajar tanto afuera como dentro de su vivienda. Por lo que, si cuentas con hijos, es importante que los integres a estas labores para que se vuelvan parte de su cotidianidad.

Déjale tareas a tu hijo acorde a su edad. Crédito: Jarrod Blame / Fuente: Pixabay

CUANDO INICIAR

Un consejo primordial para lograr que un niño se integre a los quehaceres domésticos, es iniciarlo desde muy temprana edad y con labores que vayan de lo menos a lo más complejo.

Aunque no existe un año específico en el cual los niños puedan comenzar con las tareas del hogar, es pertinente que como padres se les inculque, en primera instancia, el sentido del orden, es decir, cualquier juguete u objeto que utilicen, dejarlo en su lugar en cuanto lo desocupen, esto generará una rutina en su vida y una forma de evitar desórdenes innecesarios.

Es posible que desde que tu hijo sea consciente, pueda recoger sus propias cosas. / Fuente: Freestocks

Pero no es suficiente. Dependiendo de las edades de nuestros hijos, podemos dejarles actividades que puedan hacer sin tanto esfuerzo como es recoger su habitación, sacar la basura, sacudir algunos muebles y cualquier actividad que sea pertinente a la etapa que disfrutan.

GUÍE Y ACOMPAÑE

Nadie nace sabiendo, por ello es importante que conforme vaya complejizando en las tareas que les deje a sus hijos, los asesore y enseñe cómo hacer lo que les pone: si va a sacudir algún mueble, dígale cómo; si va a limpiar algo, explique las precauciones que debe tener; si va a ser algo más complejo, hágalo usted y muéstrele la mejor manera de hacerlo.

Además, a pesar de que sus hijos se vuelvan en todos unos maestros del aseo, nunca los deje solos, procure que las actividades que ambos realicen, niños y adultos, sean en el mismo espacio.

En algunas culturas, distinguen que son los niños los que buscan ayudar en sus labores. / Fuente: Your Photo Trips

Una forma para generar el sentido de la curiosidad, aprendizaje e independencia de sus hijos, es darle a escoger lo que quiera realizar. Si muestra interés, no se le hará pesado realizarlo.

RUTINA NO SEA SINÓNIMO DE ABURRIMIENTO

Es humano reconocer que las labores del hogar no suelen ser muy motivantes per se, por lo que si acompaña la hora del aseo con algo de música, ideas creativas y momentos de juegos, hará que no sólo sea entretenido para usted sino para sus hijos.

En este mismo sentido, jamás use las actividades de limpieza como castigos, porque sólo reforzará la idea de que es algo malo o desagradable de hacer. Y si puede, nunca se queje de los quehaceres, al menos, no enfrente de los niños.

La recompensa y el reconocimiento no sólo es para el niño, sino para toda la familia. Crédito: Pablo Merchán Montes / Fuentes: Unsplash

Para que nuestros retoños no relacionen el aseo de la casa con una actividad aburrida, es necesario turnar o rotar, este método no sólo sirve para que nosotros lo hagamos con ellos, sino para que, si tiene más de un descendiente, no juzguen que alguien le toca tareas más sencillas a uno que a otro.

Finalmente, no deje de mostrar su alegría por la labor que realiza su hijo, el reconocimiento siempre es un buen aliciente para que cualquiera de nuestros vástagos continúen con sus ganas de ayudar. Incluso, y sólo en algunas ocasiones, puede recompensar a su hijo con algún premio especial, esto también enseñará el sentido del valor del del esfuerzo y el trabajo que cuestan las cosas en la vida.

 

FUENTES CONSULTADAS:

Mas and Pas / npr / our family wizard