Pastor de Chicago acusado de apropiarse de $1 millón de dólares para alimentar niños necesitados

"Venía con Jordans, Bentleys y autos nuevos", contó Ravin Cosey

Smith Jr. era pastor de la iglesia New Life Impact, de Lawndale.
Smith Jr. era pastor de la iglesia New Life Impact, de Lawndale.
Foto: (Prisión del Condado Cook) / Cortesía

Clarence Smith Jr., un pastor de Chicago, fue acusado de apropiarse ilegalmente de miles de dólares que fueron asignados por el Gobierno para menores necesitados.

Smith Jr., líder de la iglesia New Life Impact, de Lawndale, incluso adquirió un vehículo Bentley de lujo, cotizado en $142,000 dólares, según los reportes de medios locales.

“Venía con Jordans, Bentleys y autos nuevos”, contó Ravin Cosey, un vecino de la comunidad a la prensa. “Los pastores no hacen eso”, planteó.

El presunto esquema inició en octubre de 2015 y se extendieron durante un año. En ese periodo, el acusado sobrefacturó su servicio de alimentación de programa para menores y le cobró a la Junta de Educación del estado de Illinois cerca de $1 millón de dólares.

Los cheques fueron depositados en la cuenta a nombre de su iglesia de la que el reverendo retiraba el dinero.

Al ser cuestionado sobre los manejos, el religioso mintió a las al afirmar que los documentos sobre cuántos niños había alimentado “se habían dañado en una inundación y ya no estaban disponibles”.

Smith, de 45 años, permanece en libertad, luego de que en noviembre pasado se declarara no culpable de cuatro cargos relacionados con el fraude.

Esta es la segunda vez que el pastor tiene problemas judiciales.

En 2011 se declaró culpable de haberse quedado con más de $100,000 dólares que pertenecían a un anciano.

Es ese caso se probó que, en junio de 2001, falsificó firmas para tener acceso a una cuenta de una cooperativa de crédito de un conocido que había muerto meses antes. Smith Jr. emitió una serie de cheques a su nombre por un total de $106,736 dólares.

Por lo anterior fue condenado a seis meses de cárcel y dos años en libertad condicional. Además se le ordenó restituir el dinero a los herederos.