Lo que sucede en el cuerpo al beber un vasito de jugo de apio diariamente

Descubre todas las bondades de consumir 16 onzas de jugo de apio en ayuno, restaura el funcionamiento intestinal, depura al hígado, controla el colesterol, ayuda a bajar de peso y sana a otro nivel el cuerpo

El jugo de apio forma parte de las tendencias más populares de salud y bienestar, es un poderoso aliado para combatir enfermedades crónicas.
El jugo de apio forma parte de las tendencias más populares de salud y bienestar, es un poderoso aliado para combatir enfermedades crónicas.
Foto: shutterstock

Sin lugar a dudas el 2019 fue el año más popular para el apio, su consumo creció a pasos agigantados situación que para muchos fue algo sorprendente; pues seamos sinceros no ha sido reconocido como uno de los vegetales más deliciosos y nutritivos, inclusive para algunos puede resultar algo aburrido y sin chiste. Sin embargo todas esas creencias son cosa del pasado y una absoluta falacia, el apio es un alimento con un gran poder medicinal y todas su cualidades explotaron a otro nivel con la famosa tendencia de bienestar, basada en la ingesta diaria de jugo de apio en ayuno. 

De un día a otro todo mundo hablaba del jugo de apio, los podcast de salud y bienestar alababan sus beneficios e inclusive llegó a ser algo imposible conseguir un manojo de apio en diversas tiendas de comestibles. La realidad es que inclusive para aquellas personas que no han logrado comer algo verde en su vida, el jugo de apio adquirió tal fama que es una tendencia de la que en más de una ocasión han escuchado hablar.

Este maravilloso hábito tiene un largo camino construido por un médico que durante muchos años se ha especializado en corrientes de medicina alternativa y quien es popularmente conocido como el médium de la medicina, Anthony WilliamNo sólo fue el pionero en descubrir como remedio medicinal el jugo de apio, se ha dedicado a comunicar los inmensos beneficios de la ingesta diaria de jugo de apio puro y en gran parte es por ello que lo ha nombrado el jugo milagroso. Según el autor de número uno en ventas del New York Times, Medical Medium, Food-Changing Foods, Thyroid Healing y Liver Rescue, el jugo de apio tiene una capacidad increíble de mejorar radicalmente todo tipo de problemas de salud, al grado que han llegado a considerarlo como uno de los mejores tónicos curativos de todos los tiempos. 

La ingesta de jugo de apio puro es un sencillo hábito que forma parte de la medicina natural, aunque cada día existen más casos y estudios que avalan sus inmensas cualidades para combatir diversas enfermedades crónicas y degenerativas. Según el autor para obtener de manera efectiva sus beneficios, es fundamental seguir tres sencillas recomendaciones:

  • Es importante consumir 16 onzas de jugo de apio puro y recién elaborado con el estómago vacío, diariamente.
  • Se deberá evitar cualquier tipo de mezclas con otros vegetales, es decir los jugos verdes con otros ingredientes como el kale, espinacas, cilantro, perejil y manzanas, son buenos para la salud contienen muchos nutrientes, antioxidantes, vitaminas y fibra. Pero no se comparan con los beneficios curativos de beber el jugo de apio puro.
  • La constancia es la clave, es un sencillo hábito que requiere de compromiso para ver reflejados rápidamente sus grandes resultados.

Lo que sucede en el cuerpo al consumir diariamente jugo de apio puro:

1. Cura y activa el intestino

Una de las más potentes cualidades del jugo de apio se debe a su capacidad de restaurar el ácido clorhídrico que es la sustancia responsable de digerir los alimentos de manera rápida y eficiente. El jugo de apio ayuda a elevar el ácido del estómago el cual es necesario para descomponer los alimentos, sobre todo las proteínas, cuando el ácido estomacal es bajo el cuerpo tiene que usar más recursos para digerir la comida y esta es una de las principales consecuencias de sentirnos fatigados y apáticos. Es por ello que el jugo de apio es un gran aliado digestivo, ya que repone significativamente los niveles agotados de moco gástrico en el revestimiento del estómago para sanar y prevenir úlceras y condiciones como la acidez y el reflujo. 

2. Reduce significativamente los niveles de colesterol

El apio como vegetal se destaca por contiene un compuesto llamado 3-n-butilftalida (BuPh) que se destaca por su brindar una potente acción hipolipemiante, que reduce el colesterol malo (LDL) del torrente sanguíneo, a la vez gracias a sus grandes propiedades antiinflamatorias se elimina la acumulación de lípidos en las paredes arteriales. Es un gran aliado para proteger a otro nivel la salud cardiovascular. 

3. Poderoso antiinflamatorio natural

Una de las más extraordinarias bondades del jugo de apio es su poder antiinflamatorio natural, que ayuda a combatir todo tipo de inflamaciones crónicas que son el inicio de toda enfermedad crónica y degenerativa.E Esto se debe a su contenido en un compuesto llamado poliacetileno que tiene la capacidad de reducir el dolor crónico, es un gran aliado para tratar artritis, gota y dolor articular crónico. A la vez se distingue por sus propiedades calmantes y relajantes que benefician al sistema nervioso y los músculos. 

4. Reduce los altos niveles de presión arterial

Gracias a sus propiedades como relajante muscular el jugo de apio es considerado un gran aliado para combatir la hipertensión, esto se debe a que mejora el flujo de calcio y potasio en las células. Esto permite que los vasos sanguíneos se expandan y contraigan con mayor facilidad. 

5. Depura y mejora el funcionamiento del hígado

Una de las grandes bondades del apio es que mejora significativamente el funcionamiento hepático, esto se debe a que ayuda a reducir la acumulación de grasa en el hígado. Los nutrientes y compuestos fitoquímicos del apio, no sólo lo protegen, lo estimulan para aumentar la producción de enzimas que ayudan a eliminar toxinas y grasas del hígado. Su consumo habitual es uno de los mejores remedios naturales para combatir el hígado graso y otras condiciones hepáticas como la cirrosis. 

6. Mejora la digestión y combate el estreñimiento crónico

El consumo de jugo de apio aumenta la circulación en los intestinos y esto hace que se acelere el tránsito intestinal, lo que beneficia condiciones como el estreñimiento crónico y las constantes inflamaciones que se pueden derivar de padecimientos como la colitis, el síndrome de colon irritable y el exceso de flatulencias. También es de lo mejor para eliminar la retención de líquidos, ya que actúa como un suave laxante y un buen diurético. 

7. Buen aliado contra las infecciones

Una de las grandes cualidades de este sencillo hábito se encuentra en su capacidad de aumentar la inmunidad y estimular al sistema de defensas del organismo, esto se debe a sus potentes propiedades antimicrobianas que combaten a los agentes patógenos que causan enfermedades e infecciones. En concreto es un buen aliado para reducir los niveles de ácido úrico y tiene beneficios para aumentar la producción de orina, es por ello ideal para prevenir y combatir infecciones bacterianas en el tracto digestivo, sistema reproductivo y urinario, combate infecciones en la vejiga y reduce la aparición de trastornos renales. 

8. Combate afecciones en la piel

El jugo de apio tiene la peculiaridad de depurar el organismo y es altamente nutritivo, esta lleno de vitaminas y minerales esenciales como es el caso del ácido fólico, el potasio, la vitamina B6, K y C. Se destaca por su contenido en una sustancia llamada luteolina que tiene la peculiaridad de proteger la piel desde el interior y previene el daño inducido por los rayos UV.  El conjunto de estas propiedades le confiere al apio beneficios curativos sobre la piel, es un popular aliado para eliminar condiciones inflamatorias como el acné, la psoriasis y el eczema. 

¿Cómo prepararlo correctamente?