Cómo hacer mantequilla casera

Elaborar tu propia mantequilla casera es más fácil y sencillo de lo que parece. Conoce los mejores tips para aprender a prepararla integrando exquisitos y aromáticos ingredientes, que aportarán un toque único en tus comidas

Crea tus propias versiones de mantequilla casera agregando tus ingredientes favoritos, como diversos tipos de chiles, hierbas de olor, ajo, frutos secos, sal y pimienta. ¡Son deliciosas!
Crea tus propias versiones de mantequilla casera agregando tus ingredientes favoritos, como diversos tipos de chiles, hierbas de olor, ajo, frutos secos, sal y pimienta. ¡Son deliciosas!
Foto: RitaE / Pixabay

La mantequilla es uno de los ingredientes más utilizados en la cocina, la realidad es que es deliciosa y no sólo es un gran aliado en la cocción de grandes platillos, añade un toque de sabor único a la comida. Un clásico para las tostadas del desayuno, básica en el mundo de la repostería y la panadería, es una de las grasas más fundamentales en la gastronomía internacional, lo cierto es que la mantequilla es un gran aliado en la cocina. 

Sin embargo es un alimento rico en grasas y calorías que se ha ganado cierta mala fama, esta creencia se debe principalmente a que cerca del 80% de su composición son grasas dentro de las cuales se encuentran las saturadas y esto le otorga un buen aporte calórico. La mantequilla tradicional se elabora con leche de vaca, básicamente es la parte grasa de la leche la cual ha sido aislada de las proteínas y de los carbohidratos. 

La mantequilla es una de las grasas más complejas que existen, ya que contiene cerca de 400 ácidos grasos diferentes, muchos de los cuales son considerados benéficos para el organismo y es rica en vitaminas A, D, E, B12 y K2. Entre las cualidades de la mantequilla se destaca su poder antioxidante, su aporte en vitamina K2 que se relaciona con beneficios para prevenir la calcificación arterial y sus aporte en diversos ácidos grasos que mejoran la salud digestiva y protegen al cuerpo frente a infecciones gastrointestinales.

Es por ello que la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Universidad de Harvard recomiendan su consumo con moderación, en pequeñas cantidades y de preferencia optar por las variantes más orgánicas y artesanales. Tomando esto en cuenta, una gran alternativa para cuidar nuestra salud es preparar la mantequilla casera, probablemente estés muy acostumbrado a integrarla como un producto clave en las compras semanales; sin embargo ahora que pasamos más tiempo en la cocina es el momento ideal para intentarlo.

Existen diversos métodos y técnicas de cocina para preparar la mantequilla, unos lo hacen con leches orgánicas, con o sin sal e inclusive se tiene la costumbre de agregarle hierbas de olor que tienen la virtud de aromatizar y potenciar los sabores al cocinar.

Receta de mantequila casera:

Ingredientes:

  • 4 tazas de crema para batir
  • Ingredientes para condimentar al gusto: chile chipotle, nuez, cebollín, perejil, ajo, sal y pimienta.

Modo de elaboración:

  1. Agrega las 4 tazas de crema para batir en el bowl de la batidora y mezcla a nivel medio durante 8 minutos.
  2. Después de este tiempo obtendrás una sustancia algo espesa, utiliza papel absorbente o una mata de cielo para retirar el exceso de líquido y humedad.
  3. Coloca en un recipiente hondo y condimenta con tus ingredientes favoritos, pueden ser chiles, hierbas de olor, ajo, sal, pimienta y frutos secos. Mezcla bien con la ayuda de una espátula.
  4. Extiende papel plástico sobre la mesa de trabajo y acomoda la mantequilla formando un cilindro. Refrigera por 30-60 minutos.
  5. Disfruta con pan y utilízala en todo tipo de platillos.