¿El azúcar genera reflujo?

El reflujo es un problema que puede ser incómodo si consumes los alimentos que lo propician

¿El azúcar genera reflujo?
Foto: Shutterstock

El reflujo es una condición que ocasiona acidez estomacal en el paciente. Es una situación molesta e incómoda que, no obstante, puede evitarse dependiendo de los alimentos que consumamos. Es por eso que a continuación hablaremos sobre la posibilidad de que el azúcar genere reflujo.

¿El azúcar puede causar reflujo?

Como indica un artículo del portal Mejor con Salud, el azúcar no genera reflujo, y tampoco es un elemento del que debas desentenderte si ya lo padeces.

Sin embargo, cabe indicar que el azúcar es un elemento recurrente en las bebidas y alimentos que sí fomentan el reflujo estomacal, razón por la que es preferible ser precavido con las cantidades de azúcar que consumes.

El uso de sustitutos de azúcar

Si tienes dudas sobre la relación del azúcar con el reflujo, te alegrará saber que puedes hacer uso de los sustitutos del azúcar si no quieres exponerte a riesgos, o si quieres limitar tu consumo de azúcares para adelgazar y reducir tu consumo de calorías.

En la actualidad existen muchas alternativas a la azúcar refinada, entre las cuales destaca la miel de abeja, no solamente porque endulza mucho más que el azúcar, sino porque también contiene múltiples nutrientes que son aprovechados por el organismo.

edulcorante
Foto: Canva

Cómo aliviar los síntomas del reflujo

Hay varias opciones al alcance si tienes reflujo, pero todas ellas dependen de tus necesidades y los síntomas que presentes.

Si sientes que los azúcares realmente son un factor que propicia el reflujo, el uso de sustitutos del azúcar puede ser una solución auténtica para tu padecimiento. También puedes optar por hacer un diario de comidas a manera de determinar cómo reacciona tu cuerpo a ciertos alimentos.

En conclusión, el consumo limitado de azúcar no debería generar problemas de reflujo y acidez estomacal. Sin embargo, los desencadenantes varían de persona en persona, razón por la que has de ser cuidadoso para no sufrir percances de salud.