Equipo alemán es obligado a jugar con miedo al coronavirus; sus jugadores mantienen sana distancia con los rivales y pierden 37-0

El club no quería ser multado y llevó a 7 valientes voluntarios a jugar

Equipo alemán es obligado a jugar con miedo al coronavirus; sus jugadores mantienen sana distancia con los rivales y pierden 37-0
Por miedo al coronavirus, el SG Ripdorf/Molzen II se llevó una goleada de antología.
Foto: Sebastian Widmann / Getty Images

El SG Ripdorf/Molzen II, un equipo amateur de la undécima división de Alemania, no quería jugar debido al riesgo latente por la pandemia, pero no tuvieron más remedio, así que juntaron a 7 jugadores y se presentaron en el campo, aunque como consecuencia de guardar la sana distancia con sus rivales se llevaron una goleada de antología.

Todo comenzó cuando se supo que un partido antes, los jugadores del Holdenstedt II, los rivales en cuestión, habían estado en contacto con un oponente infectado de coronavirus. Si bien el equipo dio negativo a las pruebas del virus, los jugadores de Ripdorf no se sintieron seguros debido al período de infección de 14 días posteriores.

Tratamos de posponer el partido, pero Holdenstedt quería jugar”, declaró en entrevista para ESPN Patrick Ristow, el copropietario del Ropdorf/Molzen.

Ante la situación, el equipo logró juntar a 7 voluntarios para saltar al campo, el mínimo de jugadores permitidos para disputar el duelo y salvarse de la multa por no presentarse.

“Estamos agradecidos de que esos siete jugadores se hayan ofrecido como voluntarios, de lo contrario el club se habría enfrentado a una multa de $236 dólares por abandonar el partido. Eso es mucho dinero para nosotros, especialmente en medio de la pandemia”, agregó Ristow.

Durante el encuentro, los 7 jugadores del Ropdorf/Molzen guardaron su sana distancia y se alejaban de sus rivales, lo que fue aprovechado por el Holdenstedt para marcarles 37 goles, es decir, uno cada 2.4 minutos.